Un limón, medio limón

Hace muchos años que la alimentación viene siendo un tema que me despierta muchas inquietudes y no sólo por el peso, sino por la salud y el bienestar… ¿sabemos lo que comemos?  A lo largo de este camino una de las cosas que he aprendido es que cada uno debe hacer su propio plan de alimentación, no voy a venir a contaros ahora todo lo bueno que tiene el tomar agua templada con limón en ayunas (no acabaría nunca), pero sí os puedo hablar de algunos de los beneficios que yo he notado al tomarlo diariamente.

La naturaleza de la vitamina C nos ayuda a mantener una piel sana y radiante desde el interior, a mantener nuestro ph interno ligeramente alcalino, esencial para mantener una buena salud. Es importante comenzar el día con esta infusión ya que elimina las bacterias que causa el acné y la piel grasa (mi piel ha mejorado notablemente).

Debido a su composición atómica similar a la saliva, alienta al hígado para producir la bilis, un ácido que se requiere para la digestión (mis digestiones han mejorado bastante) y es depurativo, al tomar el jugo del limón las toxinas se liberan a un ritmo más rápido, también es desintoxicante. Gracias a su cantidad de vitamina C, fortalece el sistema inmunológico (lucha contra los refriados). El aroma del limón también tiene propiedades energizantes y mejora el estado de ánimo, reduce la ansiedad y la depresión.

image2

image5

Los limones son ricos en fibra pectina que ayuda a combatir los antojos, se ha demostrado que las personas que mantienen una dieta más alcalina, tienden a perder peso más rápido… Es algo fácil, barato y nos genera muchos beneficios…

Cuando uno decide llevar una vida sana (sin obsesiones) y cuidarse, los cambios tarde o temprano se notan, pero hay que ser muy constante. Es muy cierto eso de “somos lo que comemos”.

image1

Con las prisas y el estrés que cada uno tiene en la vida, debe buscar su propio plan de alimentación adaptado a su actividad diaria, hay que buscar los recursos con los que contamos y no vale la excusa de no “tengo tiempo…” o “siempre como fuera de casa…”.

Podemos comer en cualquier restaurante y pedir algo sano y rico, pero es que muchas veces asociamos:

DIETA= PROHIBICIONES   –   DIETA=LECHUGA

O también asociamos:

RESTAURANTE= HOY ME LO SALTO  –  RESTAURANTE= UN DÍA ES UN DÍA (JAJA)

image4

Nos lo podemos saltar, pero sólo en ocasiones especiales, y preferiblemente que dicha ocasión no sea más de una a la semana.

Tenemos siempre la opción de “verde y plancha” que es muy amplia, sólo debemos variar las verduras y la forma de comerlas…

Después de la infusión de limón, suelo tomar zumos naturales,  preparados con frutas, verduras e ingredientes especiales que se merecen su propio post en el cuál estoy trabajando…  os lo contaré más adelante.

Besos,

Virginia.

Responder a Yolanda probst Cancelar respuesta

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer