París Fashion Week, PURA ADRENALINA… ¡¡¡Y de la exquisita!!!

Más allá del desfile en sí, lo que es increíble es todo lo que ocurre desde que voy caminando a recoger a Eugenia Silva hasta que salimos de la ‘Opéra Garnier’ donde estábamos invitados a ver el desfile de Stella McCartney.

8:30 a.m.

Día gris… llueve un poquito pero no importa, sino no, no sería París. Caminando en busca de Eugenia (parece el título de un libro de Máxim Huerta), Rue de la Michodière, Av. de l’Opéra , Rue des Petites-Champs… hecho un ojo a la Place du Palais-Royal, entro en la galerie Vivienne y a uno de mis sitios preferidos de Paris, Place des Victoires.

Un poquito más por la rue d´Aboukir… Y ya con ella, espléndida y con los Loboutin en la mano… ¡¡¡Vamos Eu, que el ‘driver’ nos espera!!!

 

9:45 a.m.

En el gran hall de l´Opéra, lleno de fotógrafos y de gente atractivísima, nos encontramos con el gran y exquisito Hamish Bowles, Coco Rocha y la divina top blogger neoyorkina Leandra Medine (‘The manrepeller’). Uyyyyy, ¡¡¡a mi lado Bar Refaeli, a la que le doy un par de besos!!!

Más gente que Eu me dice quienes son, yo ni me doy cuenta hasta que me lo dice (perdón, pero no es estrictamente mi mundo).

Empiezan a empujarnos para entrar ya a acomodarnos.

 

¡INCREÍBLE, TODO LO QUE NUNCA NOS CUENTAN! Una logística impecable, chicos superguapos que te llevan hasta tu sitio impecablemente vestidos.

Mucho movimiento, fotógrafos, invitados, ‘celebrities’, bloggers, estilistas etc. Cada uno a su manera, para ver si les hacen una foto… En fin, yo ya en mi sitio disfrutando como un niño todo esto, UN ESPECTÁCULO DE MUCHÍSIMA INTENSIDAD.

 

10:20 a.m.

Ya. Ya casi va a empezar voy a sentarme y de repente como una auténtica reina, Anna Wintour. De repente, ‘Salmita’ (como la llama Adriana Abascal) sí la mexicana Salma Hayek y su marido François Pinault… Y YO, COMO UN NIÑO PEQUEÑO.

 

¡¡¡COMIENZAAAAA!!!

 

Duró alrededor de 20 minutos. Se acabó, ¡pero fuera había más aún!

 

10.55 am.

Increíble. Eugenia como una diva guapísima, Bar Refaeli, divina y sino mirad cómo la miraban. Alguna extravagante Japo se mezcla entre ellas…

Y junto a infinitas y diversas interpretaciones fashionistas, incluido yo que creía que nadie me iba a ver. Luego caí en la cuenta que algo tenía que tener cuando Scott Schuman (‘Sartorialist’), se hizo una foto conmigo, y para más inri, ¡¡los dos de camuflaje!! ¡¡¡OLÉÉ!!!

Y ya para rematar: Natalia Vodianova, mi divina Eugenia y la potente y guapísima Caroline de Maigret. Apenas 1 hora de intensidad extrema, al menos para mí así lo fue. Un desfile precioso, bravo Stella… ¡¡¡Y BRAVO EUGENIA, POR VIVIR TODO ESTO CONMIGO!!!

“¡Vámonos corriendo a hacer cositas por París, que a las 4 tenemos Elie Saab!”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer