Trucos caseros (parte I)

¡¡Buenos días!! Qué, ¿contentos, no? A mis queridos estudiantes (y profesores) que, para envidia de una gran parte de nosotros ya estáis de vacaciones, os digo que entenderé que desaparezcáis hasta la semana que viene -acaso no lo hayáis hecho ya- y prometo no tenerlo en cuenta ni hacer sangre en junio, cuando estéis en plena época de exámenes y el resto de nosotros no tenga que acostarse a las 4

Continúa leyendo