Hasta que nos volvamos a ver

Ayer te vi. Tardé menos de diez minutos en encontrarte entre las más de cuatrocientas cabezas que había en la sala. Sala Desdén, se llamaba; no fue hasta varias horas más tarde, bien entrada la madrugada, cuando me di cuenta de lo paradójico y premonitorio del nombre.

 

clu

 

Te vi mucho antes de que nos encontráramos; te eché el ojo casi una hora antes de que nos saludáramos (con dos besos, por cierto, qué extraño). Yo estaba arriba, en uno de los anfiteatros laterales. Te localicé y te observé durante 20 minutos mientras bailabas con tus amigos  y bebías una cerveza (eso es que no tenían Lambrusco, porque tú siempre has sido muy de vinito con burbujas). Trataba de imaginar qué pasaría si me acercaba a ti y te llevaba a un lado para hablar. Me imaginaba también qué pasaría si me hacía el encontradizo y me chocaba con el grupo. Imaginaba tu cara (¿me mirarías con desprecio? ¿con rabia? ¿quizá con un atisbo de emoción?), imaginaba tus primeras palabras (“qué haces aquí”, “no tengo nada que decirte”, “cómo estás…”), e incluso imaginaba cómo me mirarías…

 

Casi dos años sin verte es mucho tiempo. Dos años sin hacerte bromas sobre tu blanquecino color de piel; sin pegar la nariz a tu cuello para estimularme con tu “Amor amor, de Cacharel”; dos años sin agarrarte la mano mientras damos un paseo buscando un helado sabor Kinder. Dos años. Eso es mucho tiempo. Desde luego las rupturas no son fáciles, pero lo nuestro fue otro nivel.

 

par

 

Ayer, después de verte, después de que finalmente nos encontráramos en la puerta de los baños y de que nos quedáramos casi una hora hablando, me quedé con una sensación extraña, diferente a lo que pensé que sentiría cuando te viese la próxima vez. “Se miraron un segundo como dos desconocidos”, así, así me sentía, así me sentí casi toda la conversación. Tú me hablabas,  me reprochabas y torcías el gesto mientras te desahogabas. Yo casi permanecía ausente a nuestra discusión; ajeno. Escuchaba y hacía de interlocutor, pero bien podría haber sido un espectador. Te miraba y, mientras mis brazos me pedían abrazarte, mi cerebro me exigía mantener la posición. Ese rato, anoche, quizá fuera uno de los más extraños que he tenido contigo.
Recuerdo que mientras me echabas una bronca, mientras me recriminabas que no peleé por nuestra relación lo suficiente, alguien me tiró una copa por la parte de atrás del pantalón.Yo no me inmuté, no quería interrumpirte, pero pensé que me habría encantado lanzar al melón ese por la barandilla del anfiteatro. Y no por torpe, que también, sino porque ni pidió perdón. — “Javi, tú te portaste mal conmigo y no fuiste un verdadero hombre. Sólo los cobardes hac….”- Yo pensé que las broncas y los enfados prescribían, como los delitos, pero no. Y ahí estaba yo, a las 0:25 de un miércoles, en una discoteca con paredes forradas de terciopelo, con cara de perro apaleao aguantando el chaparrón. Con las ganas que tenía de verte… La verdad es que estabas tan guapa como siempre. Quizá más: esas ondas en el pelo te quedaban de lujo. ¿Y esa falda de cuero? Antes no llevabas faldas. Y menos de cuero. Quizá le gusten al nuevo pimpollo que te has echado de novio y se te haya pegado algo. Antes de conocerme a mí nunca llevabas camisetas XL de chico, pero una vez dejé caer que me encantaban y desde entonces, cada una de las noches que pasamos juntos, te enfundaste en una.

 

Captura de pantalla 2016-05-03 a las 11.45.26

 

No sé cuándo te volveré a ver. Quizá pasen otros dos años. Ojalá no. Quizá la próxima vez nos crucemos en un centro comercial mientras tú llevas a un niño de cincuenta semanas en el carrito y yo estoy dejando un pack de seis latas de Mahou en la cinta negra. Who knows. Lo que sé es que, probablemente, me encantará volver a verte como me encantó verte ayer. 
  • Qué bien escribe mi chico…..

    Besote gordo y ese pantalón a la tintorería!

    Pdta: anda… Felicítame que me hace ilu..aunque sea con retraso..

    • Ostrás…si el otro día llevaba retraso ahora casi llego para el del año siguiente…FELICIDADES, querida!! UN besote!

  • No veas.. Me he metido completamente en la historia, allí estaba yo en la puerta de los servicios jaja, que bien escribes! Por un momento me he asustado pensando que te ibas del blog al leer el título y nooooooo no puede ser!!!! Es un ratito de risa a la semana y aunque a veces no tenga tiempo de escribir, siempre te leo.
    Bueno, tus historias.. Parte de verdad y de ficción no? Y esa parte sólo la sabes tu y a quién va dirigido. Me encanta cuando dices de que no prescriben los enfados!
    El otro día te vi en un programa de cocina de julius, que tendrá seguramente varios meses o años pero que guapo! Y que pelazo! Jeje.. Muakkkks

    • Bueno verte por aquí, querida. 🙂
      Aquí ya sabes que siempre hay realidad y ficción..o no, que hay muchas que sólo tienen verdad o solo tienen ficción… Aquí en Hot Shots hay de todo!! 😉
      Anda! sí, ese programa tiene fácilmente un par de añitos. Qué bien lo pasé y de qué poco me sirvió (sigo siendo un desastre en la cocina)
      un besote!

  • ¿Por qué escribes así de bien? Me ha encantado… hoy no voy a hacer bromas para que veas que hablo en serio 🙂
    Buena semana!!!!!!! (se me ha hecho corto, quiero más historia!!!! 🙁 )

  • Ofú…..No sé si porque estoy sensible, si porque llevo una racha que no me aguanto ni yo misma….o porque me he sentido tan identificada con este texto que hoy no he reído, si sonreído en algún tramo pero chico…..me he emocionado, lágrimas me están cayendo… oú oú, kiyo que lo tienes todo jajajajjaja
    Qué difícil es el tema del amor….que difícil la vida o que complicado lo hacemos todo…..
    Olé tus textos, tu forma de expresarlo y tú!!!

  • Me has hecho llorar,que lo sepas…mala racha la mía…pero pasará! En peores plazas toreé..
    Precioso,poco más que añadir.
    Un besote,bombón!

  • Porrrrr Dios!!! Me ha encantado, te leo siempre aunque es la primera vez que escribo. Lo que no entiendo de los chicos es porque no decís lo que sentís. Ese es el problema, la comunicación, le dices todo esto y la desarmas.

  • Pero que bonito escribes Javi!!!!
    Muy bonito el relato! De verdad, tienes talento para escribir, nunca lo dejes.
    Muy crack eh! pero muy crack!
    Un besito guapo!

  • Me has emocionado… Es difícil, sí. Yo me separé hace año y medio y la semana pasada vino a verme y ufffff qué difícil. Diez años viviendo con él, creciendo juntos, sin separarnos, y un año y medio sin nada de nada… Estuvimos casi 3 horas hablando. 2 blablabla y 1 reprochándome también. Es duro, me callé todo lo que pude. Se lo merece. Qué tristes son estas cosas… Ánimo, Javi!!!!

    Preparadas Listas YA

    • Wow, diez años!! Hiciste bien, aguantar los reproches y malos rollos es difícil,p pero merece la pena para dejar buen sabor de boca. UN besote grande, Lorena.

  • Hola Javi. Buen texto, argumento y buena historia, de esas que enganchan al lector y exigen más. Me ha gustado mucho. Continua sacando esa parte de ti en tus textos como en el de hoy. Serás un buen escritor. ¿Para cuando tu libro? No lo pienses mucho y escríbelo ya. Deja fluir todo lo llevas dentro y harás una buena obra con éxito asegurado.
    Un placer leerte. Lo sigo haciendo.

    • Gracias por tus ánimos, espe, ya sabes que de momento esperaré un poco, pero ojalá que me anime a darle duro a la pluma y al papel. Desde luego seréis las primeras en saberlo!! 🙂
      un besote, valenciá

  • que me ha enganchado en el renglón 1.. y llevo devueltas varias novelas en la bliblioteca por no engancharme ni en dos páginas….

  • Hola¡¡
    Muy bonito, me ha encantado esta “historia”, super romántica, pero con lo del niño de 50 semanas no he podido aguantarme la risa, 50¡¡¡
    ja,jaaaa

    Buen finde¡¡

  • Creo que es una afortunada, que alguien sienta eso por ti es un autentico privilegio.Espero que os vaya bien a los dos y siempre tengáis un bonito recuerdo de lo vuestro.
    Me encanta leerte.Un saludo.

  • Javi sabes hacer de todo y todo lo haces bien!! Qué bonita historia y que pena que termine tan pronto, podrías escribir una novela, tienes potencial y ahora que cualquiera tiene detrás una editorial ¿no vas a tenerla tú que sí sabes escribir?, me encantaría leerla :).

    Un besazo Javi!

  • Ufff, me hiciste recordar a un encuentro que me cambio la vida..una historia distinta..que aun sigo viviendo..

    Un encuentro despues de 10 meses..tan distinto a ese, pero despues de leer tu historia me late el corazon y mis dedos tiemblan..

    Ojala un dia se me pase…

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer