Esa sombra luminosa

 

Vivimos en un continuo terremoto, intentando disfrutar de los momentos de menor intensidad.

Cada día parece que se acaba el mundo y cada noche alguien repone las estanterías de los supermercados. Una semana anuncian una guerra y otra aparece un grupo de gente armada de solidaridad que devuelve la esperanza en la humanidad.

Se acabaron los términos medios, el entretiempo y los tonos neutros. Toca saber convivir con la ansiedad sin olvidar el calor de un momento compartido. Unas risas, un vino. Un abrazo. Con o la amenaza de una tormenta de polvo, un meteorito o un misil.

Ya lo dijo una madre sabia: que la vida no nos mande todo lo que podemos soportar.

Poco a poco incorporamos esta realidad de opuestos a nuestras existencias y digerimos noticias desastrosas con series facilonas.

Y mientras las pantallas nos noquean, muchas cosas siguen siendo sencillas y maravillosas: observar el quehacer en los mercados; una criatura que pasea con su abuelo; unas amigas que charlan; un menú del día en un restaurante; un atardecer; una obra de teatro; alguien que planta un árbol; una ong que se organiza eficazmente.

Dice Adriana Boho en su libro que transformar esta sociedad en una más justa no será algo rápido, que ésta no es una lucha para impacientes. Pero que vale la pena. Y yo agradezco a todas las personas que no desisten, que nos regalan una sonrisa o una señal de esperanza.

Estos días he tenido mañanas muy complejas y tardes –y fines de semana- muy afortunados. Gracias a toda la gente del Delta del Ebro por su calor desbordante; a las familias de criaturas trans por sus palabras y abrazos; a mis compañerxs por encontrar un atajo a la risa entre el granizo puntiagudo; a ti.

Toda esa gente existe y toda esa gente aporta, dejando una sombra luminosa. Como tú. No lo olvidemos.

Y si la previsión del tiempo continúa siendo “terremoto fricalor con intervalos de oscuridad”, no salgamos de casa sin esa sombra de luz.

Porque cambiar este escenario a mejor vale la pena. vales la pena.

Un abrazo enorme.

Seguimos en contacto vía Instagram (@agustinkong

Para saber más sobre mis librosun click aquí.

🙂 Grupo de Hong Kong Blues en FACEBOOK.

Responder a Agustín Kong Cancelar la respuesta

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer