Pelos y Pelusas

Cuando Lorelay Tuttipplenny se encontró con el Genio de la Lámpara le pidió que su novio hiciera la limpieza de la casa. ¡Lo transformó en aspiradora y ella tan feliz!

Cuando Lorelay Tuttipplenny se encontró con el Genio de la Lámpara le pidió que su novio hiciera la limpieza de la casa. ¡Lo transformó en aspiradora y ella tan feliz!

 

Dice mi madre que no sabe a quién he salido en dos aspectos: en peludo y en poco limpio.

Según ella nadie de la familia tiene tanto vello, y hasta donde mi mente recuerda salidas a la playa es cierto.

Amanda Lavanda quería que su hijo fuera muy limpio, así que en vez de escuelo lo matriculó en una lavadora. ¿Funcionaría? ¡Qué suspense!

Amanda Lavanda quería que su hijo fuera muy limpio, así que en vez de a la escuela lo matriculó en una lavadora. ¿Funcionaría? ¡Qué suspense!

 

Cuando era pequeño soñaba que mis padres eran en realidad los protagonistas de la serie Buck Rogers (que vivían en el espacio) y que los que tenía en la tierra prácticamente me habían encontrado cual Supermán o Moisés y habían tenido la delicadeza de darme cobijo.

Incluso llegué a fabricar con cartón articulado a mis compañeros de tripulación. Tenían poco equilibrio pero cabían dentro del armario.

Hay que ser muy de otra galaxia, y muy kitsch en vena para pensar que éstos eran tus padres, lo sé. Pero en otras fotos salen mejor.

Hay que ser muy de otra galaxia, y muy kitsch en vena para pensar que éstos eran tus padres, lo sé. Pero en otras fotos salen mejor. Ojo al pecho-lobo.

 

No sé si me creía de otro planeta, pero desde luego en el barrio en el que me crié poco encajaba. En todo caso, a lo que iba: creo que el actor que hacía de Buck Rogers era bastante peludo.

Pasaron los años, vinieron los vellos y también la tecnología laser. Esta vez no la espacial, sino la corporal, y me acerqué a mi familia.

Tiburcia Banquiah fue famosa porque ahorraba mucho en limpieza e invertía en ropa. Yo he seguido su ejemplo.

Tiburcia Banquiah fue famosa porque ahorraba mucho en limpieza e invertía en ropa. Yo he seguido su ejemplo y lo he superado: gasto más en ropa y limpio menos aún.

 

Sin embargo me independicé y llegó la pelusa. Sí. No sé si en otras ciudades sucede, pero en Barcelona, en cuanto te descuidas, la casa tiene más polvo y cuerpos rodantes que un Spaghetti Western. Especialmente si no los eliminas, claro.

Mi madre no entiende cómo yo, que tengo tanta alergia al polvo, no tengo la casa más limpia. Fácil: tomo antihistamínico y punto. ¡Viva la ciencia!

Johanna Propper quería que su hija siguiera con la tradición lavandera familiar. Sin embargo, Yoleysy llevaba la música en las venas. Su primer éxito fue: Mamma stop cleaning for God sake!

Johanna Propper quería que su hija siguiera con la tradición lavandera familiar. Sin embargo, Yoleysy llevaba la música en las venas. Su primer éxito fue: Mamma stop cleaning for God’s sake!

 

Ella, que tiene los suelos que semejan espejos, y que no hay rincón de la cocina que no le huela a flores, se sorprende de mis cristales, suelos y mármoles cuerpo-adherentes. ¡Con lo limpio que pareces! Exclama. Sí, eso es verdad, tengo esa virtud: doy el pego total. Podría ser agente doble de Pato WC.

Dorotea Mopa siempre decía: "no es más limpio el que más limpia, sino el que menos ensucia". Pero le tocaba fregar igual. Una gran filósofa rodeada de gente poco colaboradora.

Dorotea Mopa siempre decía a sus compañeros de piso: “no es más limpio el que más limpia, sino el que menos ensucia”. Pero le tocaba fregar igual. Una gran filósofa pero con poco poder de convicción.

 

Yo sé que a ella le cuesta creerme, pero es que a mí me apetece dedicar mi tiempo a otras tareas -especialmente a organizar viajes– más que a la limpieza.

Hago lo imprescindible y lo aparente, y, antes de sus visitas, el mínimo exigible por la OMS.

Petunia Lorenzo le pidió un brillante a su novio pero éste le regaló una sartén. Cuando ella se dio cuenta de que no era broma, utilizó la misma como arma. La sartén era de calidad y no se abolló.

Petunia Lorenzo le pidió un brillante a su novio pero éste le regaló una sartén. Cuando ella se dio cuenta de que no era broma, utilizó la misma como arma. La sartén era de calidad y no se abolló, así que la pudo usar con el nuevo novio.

 

Teniendo en cuenta que ahora vamos a estar una temporadita sin vernos, en el minipiso podrían rodar la Familia Monster, telarañas incluidas.

Ahora que lo pienso, puede que no descienda de Buck Rogers, sino de los Monster. Miraré si son velludos y si me reconocen.

Voy a ver si puedo unirme a la parte derecha de la fotografía. Bueno, el look de la izquierda también me gusta.

Voy a ver si puedo unirme a la parte derecha de la fotografía. Bueno, el look de la izquierda también me gusta.

 

¡Sed muy Felices!

Gracias al antihistamínico podemos saltar en el bosque primaveral. A ver si nos ve Buck Rogers levitando y nos abducen.

Gracias al antihistamínico podemos saltar en el bosque primaveral. A ver si nos ve Buck Rogers levitando y nos abducen.

 

Podéis chafardearme en Instagram

🙂 Grupo de Hong Kong Blues en FACEBOOK.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer