Regalos del Cosmos

cuánto rosa.jpgmenuda fiestuqui.jpg

 


mira que morritos pongo.jpgSiguiendo la tónica de mis últimas vidas (porque esto viene de lejos, seguro), no nos han sucedido más cosas a mí y a mi entorno porque no estamos clonados
. Aunque no todas malas. De hecho, muchas de ellas podemos considerarlas “Regalos del Cosmos” (cosmos te lo estoy diciendo).

Para empezar he tenido unos días en que el dinero venía a mí cual fotógrafos a Paris Hilton amorrada a Ronaldo. No lo podía evitar: euros y descuentos se adherían a mi magnética aura catalana para asombro de todos.

Era ir por la calle y encontrarme monedas, o entrar a un lavabo y descubrir una Blackberry último modelo. El parné me lo quedé, pero la Blackberry la devolví, más que nada para no romper el Feng Shui (o lo que es lo mismo: yo la entrego para que el
 
aquí veo yo mucho lío.jpgUniverso se dé cuenta de mi infinita bondad y me compense con otra Blackberry más chula -o un iPhone- sin dueño conocido).

En la misma línea, me pagaron deudas atrasadas y rebajaron presupuestos de reformas, además de seducirme con ofertas estupendas vacacionales. ¡Sí, sí sí! ¡Yo sólo podía abrir los ojos, atónito, ante tal derroche de regalos caídos del cielo!

Y puede que los abriera demasiado y fuera por eso por lo que el viernes tuve uno de los accidentes más absurdos y angustiantes de mi vida: me entró superglue en el ojo derecho.

Mejor no os cuento todos los detalles, pero sí os aconsejo que si usáis lentillas y vaya par de dos.jpgos salta una gota de pegamento-une-menhires a la córnea,  corred a arrancarla rápidamente antes de que se funda con el ojo.

Y si en pleno shock tenéis que tomar un taxi urgente al hospital, tened la precaución de no montaros en uno conducido por un hindú recién llegado que desconozca cómo llegar a urgencias (que es lo que me sucedió).

Por suerte, pese a todos los retos del destino, pude salvar el ojo. Ni siquiera la discapacitada toxicómana que iba conduciendo su silla de ruedas eléctrica bajo los efectos de la heroína intentando atropellarnos pudo evitarlo.

 

Lo que no sé es si lo del superglue significa que han cambiado las energías a mi alrededor y se ha acabado el periodo de buena suerte. Tendré que estar alerta, no sea que me suceda como a mi Musa Escritora (cada vez más cerca de ver su magnífica obra en el mercado -promete ser la novela de la temporada-) que me llamó muy preocupada ante la posibilidad de “haber perdido El ZEN”.

Sí, sí, como lo leéis. Y mira que ella tiene un ZEN que parece la nave nodriza de todos los ZEN.

se le ha ido la mano con la pintura.jpg          ¡Ay Agus, qué puedo hacer! ¡Creo que he perdido mi ZEN!

          ¡Venga ya! ¿Cómo vas a haber perdido TÚ tu ZEN?

          Ha sido de repente. Estaba hablando con una amiga y… ¡ZAS! ¡Noté cómo se iba!

          ¿Estás segura?

          Sí, lo sé, parece raro, pero es así. Tú ya sabes que Yo antes sí había perdido alguna vez “El Punto”, pero el ZEN… ¡el ZEN NUNCA!

          Es verdad, ¡es VERDAD!

          ¿Será por sobrecarga de felicidad? Puede que sea porque llevaba una temporada demasiado buena, tú ya lo sabes.

          ¡Uy, pues ahora que lo dices, igual pasa como con los ordenadores y el sistema necesita realizar un “reset”!

          ¿Y qué puedo hacer?

          Yo creo que lo mejor es que te pegues una ducha y te frotes con sal, que eso, además de ser un exfoliante natural, renueva las energías.

          ¿Tiene que ser algún tipo especial de sal? ¿Marina? ¿Gorda? ¡Es que sólo tengo la del paqui de abajo!

          No te preocupes, que el Universo no distingue de esas cosas.

 


más refrescante no se puede.jpgY creo que le funcionó, porque la otra tarde la vi y estaba tan estupenda como siempre.

 

Quedamos en su barrio (que desde aquí lo digo, es de lo  más inspirador de Barcelona), para hablar de su novela, de mi novela, de lo maravillosos que somos… en fin, esas cosas que tanto nos gustan, mientras los vecinos iban regalándonos situaciones impagables.

 

Primero fuimos a buscar su portátil al chiringo-tugurio de reparación de ordenadores (con estética garito-ilegal-del-barrio-de-Aída) que un buen día montó el ferretero del barrio. Si bien el sitio más freak no podía ser,  el ex ferretero había conseguido reparar la computadora a un precio PLUS SUPERDISCOUNT.

          Oye, XXXX (no puedo revelar la identidad del ferretero), ¿Cómo es que has montado un negocio de reparación de ordenadores? ¿Pero tú no eras ferretero?

          Mira, un día decidí montar esto, aburrido de la ferretería.

          ¿Y estudiaste informática?

          ¡Qué va! ¡Qué va! ¡Autodidaca!

          Ahhhhh

 


me gusta la foto.jpgUna vez reparado el portátil (casi un milagro), fuimos a por tabaco al bar regentado por la gitana más preocupada por la salud de sus parroquianos que existe.

Tú le dices qué tabaco quieres. Entonces ella va a la máquina automática, la abre (porque le robaban demasiados mandos y se pasó al sistema caja fuerte), te da el paquete, coge tu dinero, te da el cambio de dentro de una caja de cartón que guarda en la máquina, y si quieres dos paquetes te suelta:

          No, que entonces fumas musho y tú ya has fumao demasiao

 

Mi Musa Escritora juega con ventaja. ¡Así claro que le quedan textos tan estupendos!

 

Mi barrio no es que no tenga gente peculiar (a patadas) o chungos (a montones), pero es que “pretende ser chic” y claro, lo que más abunda son modernos.


éstas no necesitan a nadie para pasarlo bien.jpgYa lo he dicho alguna vez, pero es que en ocasiones resulta imposible superar los modelitos de los que están en el súper comprando yogures Light y pechuga de pollo (creo que no comen otra cosa, y eso cuando comen), o en el estanco (porque fumar, fuman todos). Cualquier cola se transforma en un reportaje de tendencias.

 

Claro que el hecho de tener un sinfín de tiendas interesantes a tiro de gafapasta también ayuda. Además, si sabes buscar, ser más trendy que Lady Gaga ni siquiera tiene que costarte un ojo de la cara (excepto si te cae Superglue).

The Rent Shop.jpgAhí van algunos de mis últimos descubrimientos:

 

          THE RENT SHOP. Una tienda pequeña pero con una selección estupenda y precios anti-crisis. Gafas, camisas y zapatos tremendamente originales. Y un horario súper flexible.

 


oscar_hgrand_fuente salir dot com.jpg
         
OSCAR H. GRAND. Una sastrería que combina la tradición con la vanguardia. En una calle muy bonita. Trato y materiales de otro tiempo. Lo mejor: a parte de hacer ropa a medida, también tienen colección (a precios muy interesantes).

 

          BARUC CORAZÓN: éste no está en el barrio, aunque me Baruc Corazon vía esmoquinroom.jpgencantaría que así fuera. Llegué a sus propuestas gracias al muy recomendable blog de Esmoquin Room y desde entonces soy fan. Su colección para el verano 2010 me parece de lo más interesante que he visto en tiempo para hombre.

 

 

Y hasta aquí la crónica de esta semana. Seguid disfrutando del verano y… ¡sed muy felices!

 

  • Y si todo estuviera interrelacionado? A lo mejor las energías cósmicas son como las mareas, que dependen de la luna? Lo digo porque últimamente estoy en pleno ataque saboteador de mi ordenado y mi conexión a internet. No sé si yo he perdido el zen o son los electrodomésticos quienes se han quedado sin él.
    Menos mal que de vez en cuando me regala algún momento como leer el último post de HKB.
    Un abrazo!

  • Si es cuestión de echarnos piropos… yo me lo paso muy bien con tus posts, jejejejeje. Eso sí, qué desgracia lo del superglue. ¿Pero cómo lo arreglaron? Aunque no sé si quiero saberlo. He empezado a leer envidiándote por tu suerte y he acabado casi, casi compadeciéndote. Pero parece que ya estás recuperado, no?
    Me apunto tus recomendaciones. 😉
    Un abrazo,
    Jose

  • Que bien que no perdieras el ojo!!
    es curioso porque yo tengo el bote de superglue en la nevera por uno que todavia es ferretero y me dijo que se conserva mejor. Y es que lo de que se seque tan rápido a la larga no es tan bueno .. .
    A seguir atrayendo el cosmos del bueno Agus!!
    Sobre todo para tu novela!!
    Un abrazo muy grande!!!

  • Me ha encantado tu crónica, sobre todo lo del taxista hindú.Si hay una próxima vez, que espero que no, sugierele un navegador. saludos y gracias por tu bienvenida.

  • Está claro, la gente que deuna u otra forma me rodea,a l final, acaba siendo presa de “males de ojo”:
    1. a una compañera de piso de A (en tiempos universitarios) le salta un trozo de plastiquillo ardiente del precinto de una cajetilla de tabao al hacer el chorra quemándolo con el mechero y se le queda pegado en el ojo.
    2. una amiga y compañera de facultad mía haciendo la maleta para irse a su casa a disfrutar de las fiestas navideñas cual “vuelve a casa vuelve por Navidad”, es atacada por los elécticos de la susodicha maleta de tal forma que impactan con los cristales de sus gafas, éstos se rompen y estallan y termina con los ojos cuajaditos de cristales.
    3. Ahora tú y el superglue…
    No sé, me revisaré la vista.
    Tengo que escribirte un mail.

  • Yo aquí aislada del mundo, que pa eso estoy de turismo rural, conectándome de Pascua en Ramos al fb y hoy veo tu correo, que abro emocionada esperando hecharme unas risas y que me alegres el día, pero sinceramente lo del pegamento me ha dejado sin palabras, Lo qué tendrás que haber pasao!!!! ni pensarlo quiero, que en mi estado todo me marea…Por lo demás me encarntaría conocer esos barrios y visitar esas tiendas…algún dia quién sabe, SUERTE CON TU SUERTE…

  • Genial UtMW: pues vas a tener razón, todo parece estar relacionado. Por no hablar de la influencia de la luna. Yo cuando la veo llena le temo. ¡Gracias y mucha energía/marea positiva!
    Amigo Jose: ya me irás conociendo. En un mismo día me pasa de todo. A punto estoy de cambiarme los apellidos por “Cal y Arena”, jaja. ¡Verte por aquí es todo un honor!
    Maestro Potypoti: al final los ferreteros dominarán el mundo, jaja. ¡Más herramientas no puede tener nadie! Mucho éxito también para ti, ¡artista!
    Colega María: tomo nota de tu consejo. Casi mejor me lo instalo en el móvil y así lo uso con cualquier nacionalidad de taxista, jaja.
    Un besazo.
    Pre-Mus@ Greli: ¡gallego tenías que ser! Anda, revísate la vista… ¡y las energías que dispersas! ¿No le deberás un rezo a Santa Lucía? jaja.
    Amiga Kenny: si la crónica de mi ojo, pese a lo tétrico-surrealista, te ha hecho pasar un buen rato… ¡ha valido la pena!
    ¡Disfruta de ese estado tuyo mareante y mucha suerte también para ti!

  • Creo que tus musasn estan bajo el influjo de la luna!!!! Y de los calores del verano!!! Ai, que doloroso lo que cuentas del superglue en el ojo… Yo que soy una pato, pato, una vez se me quedaron enganchados dos dedos por pega de impacto y fue tan doloroso desengancharlos….. ai, ai, ai… Besos!!!

Responder a María Cortés Cancelar la respuesta

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer