¡Brujas!

viajar en escoba así de elegante no debe de ser fácil.jpgésta es vegetariana.jpg

 


una bruja un poco cancanera.jpgEste post no va dedicado a la bonita ciudad Belga, sino a las maravillosas brujas que nos rodean. Por cierto que hablando de dicha ciudad, una vez fui a la misma, a principios de un mes de mayo, cargado de carretes en blanco y negro para captar la lluvia y la melancolía de la misma, con mi abrigo y mi chubasquero… ¡e hizo el día más soleado y caluroso de la historia de Bélgica! Suerte que también llevé algún carrete de color, y una camiseta de manga corta en la maleta, porque aquello parecía Málaga en agosto. En fin, cosas de Brujas.

 

Personalmente, siempre he pensado que las brujas han sido víctima de una injusta campaña de mala prensa, peor que la de Tamara del “No cambié”. Que si las suegras son unas brujas, que si la bruja avería, que si son feas y con mal humor… envidia cochina. Nada más lejos de la realidad.

bruja que da zuzto.jpgMis suegras siempre han sido un amor, y las brujas que conozco no sólo son guapas, sino que tienen ese encanto especial. –Yo diferencio entre las brujas (buenas) y las “hienas” (malas-malas-malas) a las que le temo. Por desgracia tengo que lidiar con alguna en lo laboral y en lo personal, y es algo que no se lo recomiendo a nadie.-

 

Por otro lado, extrañamente, siempre se las representa con escoba. Y no es por contradecir a la tradición, pero nada más lejos de la realidad. Las brujas que yo conozco no cogen una escoba ni en defensa propia. Vamos, que les gusta menos las tareas del hogar que a Hommer Simpson.

Lo más parecido a una “bruja – maruja” que he conocido sería mi amiga María, que entre tarot y tarot hacía unas paellas estupendas.

 

Estas semanas he estado leyendo un interesante libro sobre la historia de las brujas en Asturias (no me malinterpretéis, no es sobre la familia de PITICLI) y sólo he corroborado lo que ya imaginaba: solían ser mujeres de aguda inteligencia, grandes muchos deben de pensarlo.jpgconocimientos, y en general orgullosas de su vida independiente, que fueron utilizadas como chivo expiatorio.

¿Acaso existe algo que hubiera podido asustar más a cierta parte de la población?

 

Yo soy fan total de ese tipo de mujer, y me siento afortunado por estar rodeado de unas cuantas.

 

Sin saber muy bien por qué, siempre ha habido en mi entorno mujeres de grandes conocimientos inexplicables, y con dotes para determinadas artes “mágicas”.

 

Mi abuela misma, además de ser una fanática de las Sevillanas y de todo lo que llevaba azúcar (era diabética), tenía ciertas cualidades muy valoradas por los habitantes del pueblo. No era extraño que en mitad de una de sus “desapariciones” para comer las golosinas que tenía escondidas por toda la casa, con sevillanas de fondo, llamase al timbre algún vecino para que mi abuela le “arreglase” algún “desajuste” corporal. Por lo visto, era especialmente buena en temas digestivos.


esta bruja es un poco del far west.jpgEn cambio, su amiga y vecina, una anciana encantadoramente moderna, que vestía falda corta y tenía un novio motero de setenta años, era la experta en la adivinación por cartas.

 

Y hablando del tarot, aún recuerdo la nochevieja del 1999, cuando mi amiga María (la “paellera”) en un momento de la fiesta, me echó las cartas. ¡Se cumplió todo! Aún se me ponen los vellos como escarpias.

Otra que también acierta todo es mi maravillosa vecina del piso de arriba. Hace un par de años me preguntó si podía venir una tarde a casa a echarnos las cartas a PITICLI y a mí para practicar, pues estaba haciendo una formación de tarot. Vamos, como quien estudia higienista dental y necesita bocas que limpiar.


bruja leída.jpgPues bien, lo preparamos todo: que si velitas, que si incienso, que si orientar la mesa de la manera correcta… y ella que empieza la sesión. ¡PITICLI no se lo podía creer! Aunque prácticamente no se conocían, le dijo más verdades que la máquina de Tele 5. ¡Incluso le destapó cual era su verdadera vocación! Gracias a aquella sesión, PITICLI decidió permitirse estudiar teatro.

En cuanto a mí, cuando estuve de baja por mi adorada próstata, por supuesto me tomé todas las hierbas y minerales que me recomendó. No sé si fue por eso, o por la fe, pero me sentó fenomenal. Ahora tengo la próstata radiante como el coche de Paris Hilton.

 


no hay mejor compañía para una bruja.jpgMi Musa Bruja (a la que no le falta ni el gato negro), en cambio, ahora se está especializando en el Péndulo
(no penséis mal, que de eso otro ya es una experta), y es alucinante verla en acción. El chisme te va respondiendo a las preguntas más directo que Mila Ximénez en Salsa Rosa.

Y algo de hechicera contrastada tendrá, pues hace unos meses vino a visitarse una conocidísima bruja mediática al hospital, y reparó inmediatamente en mi Musa, ofreciéndole incluso que colaborara con ella. Decididamente, mi Musa Bruja es mucho más que un estupendísimo escote y una mente brillante.

 

Mi Musa Escritora en cambio no entiende de hechizos, aunque es hechizante, pero al igual que Bush, antes de tomar ciertas decisiones fundamentales en su vida, consulta con una vidente. Es lo que tiene ser una mujer moderna, liberal, culta y polifacética.


creo que conduce al revés.jpgLa última vez que fue a consultar, recorrió cientos de kilómetros por tal de hablar con la bruja más afamada de la región. Según me contó mi Musa después, a la vidente casi le dio un pasmo al echarle las cartas para los temas de amor. Por lo visto acabó tomándola de la mano y diciéndole a mi Musa  (no sé si como bruja, como persona, o como mujer) que se “centrara” un poco. Y en ello anda.

 

Mi Musa Mexicana, por venir de donde viene, convive estupendamente con la brujería de su país, y yo me aprovecho de ello y le pido un amuleto cada vez que vuelve de México. Ando de enhorabuena, pues el otro día me comentó que había encontrado en el mercado de la brujería del DF un amuleto contra la caída del cabello. ¿Se puede pedir más?

 


entre bruja y Batman.jpgAunque si México cree en la magia, Galicia no se queda atrás
.

 

Como soy muy respetuoso con las creencias de los demás, una vez llegué a autorizar que permitieran la visita de una meiga a una paciente ingresada.

La familia, de una aldea gallega, insistía e insistía en que lo que le pasaba a su hija se curaría con la meiga, y como yo veía que al final lo harían sí o sí, accedí a que pudiera venir al hospital para que el rito se produjera al menos en un entorno controlado y no a escondidas o de cualquier modo. Y si de paso se curaba, pues todos contentos.

De hecho, me había enterado de que la familia ya le había pagado incluso los billetes de avión a la meiga. Debéis de saber que el rito no tuvo efecto, pero claro, una bruja que viaja en avión ya dice mucho de su poder…

 


yo creo que va a pillar frío.jpgMás maña demostró un curandero que otra familia ingresada solicitó. Se dice que tras la visita del mismo, cuando abrieron al paciente en el quirófano para la cirugía cardiaca, el corazón estaba estupendo y volvieron a cerrar. ¡Eso sí son noticias del corazón!

 

Pero volviendo a Galicia, hoy me comentaba un camillero que en la aldea gallega de la que es su familia hay una tradición que se ha de respetar de manera sagrada: es obligado hacer al menos una vez una visita a un centro de peregrinación de la zona.

Su madre le pidió que la acompañara, pues ya estaba la señora mayor y no había ido nunca. Así que para contentarla, fueron ambos para allá.

El caso es que el camillero comprobó cómo al santuario llegaban oleadas de gente: a pie, en coche, en autocar… pero hablando de los autocares, ¡se percató de que algunos también llegaban vacíos y marchaban vacíos!

 


otra bruja mística.jpgCuando preguntó, le explicaron con total naturalidad que eran autocares que transportaban… ¡las almas de los difuntos! ¡Sí! ¡Sí! ¡Las familias pagaban billete para aquellos familiares que no habían podido peregrinar en vida!

¿Os imagináis al conductor de los mismos? ¿Cómo lo organizarán? ¿En plan “yo conduzco, ellos me guían”?

¿Darán explicaciones por los altavoces? ¿Pondrán películas? ¿Harán paradas de avituallamiento? ¿Harán recuento por si falta alguien?

La historia me ha parecido fascinante.

 

En fin, desde aquí mando un beso enorme a esas mujeres injustamente tratadas llamadas brujas, que con su “magia” nos hacen la vida más rica. ¡Cuánta falta nos hace la magia en estos tiempos! 

 

brujas 2 retocada.jpg¡Soñad! ¡Disfrutad de la magia! ¡ Y sed muy felices!

 

P.D. como mi Musa Bruja me da permiso, añado una foto nuestra de una expo sobre Brujas a la que fuimos hace unos añitos…

 

  • Que post mas embrujadoramente maravilloso!!!!! ¿Sabes que sé tirar el tarot??? jajajaja…. me has hecho recordar mi epoca de tiradora de cartas entre mis amigos (hace casi una decada de eso..)…jajajaja… besos guru!!!

  • Mi amor, lo de los autocares transportando almas es increíble. Después de que el papamóvil vacío cruzó la ciudad de México cuando murió Juan Pablo II, mientras le gente lo vitoreaba, estas dos naciones se hicieron hermanas. ¡A la chingada las razones políticas y culturales cuando nos puede unir un lazo tan fuerte ocmo el surrealismo compartido!!!

  • Increíble los viajes de los espíritus en autobús. Cuánto tiempo les darán para hacer la visita en el santuario antes de hacer el viaje de vuelta???
    Personalmente, no creo mucho en estos temas, aunque sí creo que hay gente un poco bruja, y lo digo en el buen sentido, que ayuda a que los demás podamos tener un poco de magia.
    Estando en la universidad, recuerdo que una amiga (“creyente”) fue a hacerse una lectura del tarot. Total, que se llevó mi foto y me leyeron mi futuro en el tema salud… toma practicidad! El dinero que me ahorré!!!
    Un beso.

  • No se como decir y no decir que en ti hay un gran escritor , eres un gran narrador de historias contadas con muchas sencillez eso si dandole tu gracia habitual.
    Estas perdiendo el tiempo en esto del Hospitaleo creo que tienes un fututo increible como escritor.
    Adeu Salvador Claret

  • Amiga Gemma: eres tan polifacética que no me extraña en absoluto! jaja.
    Debo decirte que a mí tampoco se me da nada mal…
    Te mando un beso enorme!
    Adorada Enid (Musa Mexicana!): sabía que te encantaría la anécdota! Es total!
    Aunque lo del Papamóvil no tiene desperdicio, jaja.
    Viva el surrealismo que nos hermana!
    Un beso inmenso a ti y a México!
    Maestra Mercè: si tú me lo pides, agita tu nariz y yo te llamo Tábata a partir de ahora!
    Genial UaWH: jajaja, eso es practicidad! Te van a hacer catalán honoris causa!
    Cuando vea al camillero le pregunto cuánto tiempo de recorrido conceden a las almas, y si les entra menú y cosas así.
    Besos embrujados!
    Maravillosa Musa Tímida: es que tú me miras con muy buenos ojos (Ay! esos ojos verdes que tanto captan!).
    Espero no estar perdiendo el tiempo en el hospital, por el bien de los pacientes y mi jefa, jajaja.
    Un besazo, maestra!

  • Siempre he sentido una atracción por las brujas y todo lo que les rodea. Supongo que ser pelirroja tiene mucho que ver, de todo el mundo es sabido, que este color de pelo y la brujería tienen mucho (MUCHO) que ver.
    Cuando digo “tengo un pálpito”, la gente que me conoce sabe que no lo digo de broma. Mi pálpito siempre es correcto.
    Querido, besos embrujados…
    PD.: Tengo un pálpito, vos llegarás muy lejos!

  • Querido colega Hong Kong: debemos rehabilitar el muy noble oficio de bruja, en todas sus variantes y acepciones: la que es bruja, la que ejerce de bruja sin serlo, y la que, sin hacer gala de que lo es, es reconocida por todos como tal.
    En las películas de dibujos animados de Disney, las brujas ocupan un lugar preferente, y desde luego, más interesante que las princesitas y princesitos, pero lo políticamente correcto del momento en el que fueron dibujadas, hizo que pasaran a la historia como feas, horripilantes y llenas de granos. Prefiero a la Maléfica de La Bella Durmiente que a otros personajes ñoños, beatíficos y supuestamente bondadosos…a aquella la ves venir de lejos, pero a los otros…cuidadín, cuidadín…
    Besos, abrazos y hechizos desde el Marcapáginas.

  • Adorada, de la que soy fan absoluto Kiku: no tengo ninguna duda de que tienes algo de Bruja. O mucho!. Te lo digo con cariño, que conste!
    Gracias por tus palabras. Ay! Ese pálpito! Ese pálpito!
    Colega Castelfranco: cómo me alegra que también te gusten las brujas! Jajaja, sí, a veces l@s princesit@s resultan demasiado sos@s.
    Otro abrazo encantado para ti!

  • Disfruto muchísimo leyendo lo que escribes, ¡eres genial! y especialmente disfruto leyendo lo relativo a tu musa mexicana, de quien soy orgullosa compatriota.
    Saludos desde Jalisco, México.
    Tu fan mexicana.

  • Amiga Ariadna: cuánta razón tienes!
    Totalmente de acuerdo en que la vida, sin historias que contar, sería algo muy triste.
    Un fuerte abrazo!
    Maravillosa Elisa: muchísimas gracias por tus palabras! Como podrás imaginar, resultan muy terapéuticas y alentadoras.
    Me hace mucha ilusión saber que tengo una lectora en México, país que adoro, y lleno de gente que me encanta.
    Mi Musa Mexicana estará encantada de saber que tiene una seguidora! Por cierto que ahora la encontrarás en Aguascalientes!
    Gracias de nuevo y un beso enorme!

  • Hola HK,
    He estado un tiempo desaparecid@…Me alegra que estes mejor de tu prostata. Eso es una buena noticia!!! A ver si me pongo de nuevo a leer tu blog.
    Cuidate.

  • A San Andrés de Teixido vai de morto que non foi de vivo.
    Eso sí, las brujas que tu dices malas-malas, malas y alas que hay que tener miedo… esas no son brujas, tienen otro nombre pero no lo pongo porque sino me censuran. Idéntico nombre que también es aplicable los hombres que son igualmente malos-malos-malos.
    Besotes

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer