MONDARIZ, EL PALACIO DEL AGUA

He pasado unos días en el Balneario de Mondariz, en la provincia gallega de Pontevedra. Al llegar, mi primera impresión fue encontrarme con seis vaquiñas gallegas paciendo tranquilamente en la carretera, al borde del camino. Al regresar, ocurrió algo que nunca pude imaginar y jamás podré olvidar: un cervatillo cruzó la autovía a la altura de Baamonde, ya en la provincia de Lugo. Fue un auténtico “shock”, pues llevo años y años viendo las señales que anuncian animales que pueden cruzar la carretera y nunca imaginé que fuera a vivir semejante situación. No sé qué fue del cervatillo, si logró completar su objetivo o no, pero le deseo mucha suerte.

Hablar de Galicia es hablar de la Tierra del Agua: mar, ríos y aguas mineromedicinales que convierten el noroeste español en todo un destino de salud y bienestar, que tiene en el termalismo una tradición centenaria que hace de esta tierra un lugar único. Mondariz, un balneario que nace a mediados de los siglos XIX y principios del XX, para ser desde siempre el referente europeo del Salutem per Aqua (Spa), a partir de las propiedades de sus manantiales. El termalismo tradicional de los “aguïstas” de la Belle Époque que trajo a Galicia a personajes como Isaac Peral, John Rockefeller II, Isabel de Borbón, el arzobispo de Westminster, Miguel Primo de Rivera o el sultán Muley Haffid y el infante Augusto de Braganza a cuidar su salud ha dado paso en el siglo XXI a toda una industria turística gallega a partir del culto al cuerpo y la necesidad de buscar la fuente de la eterna juventud.

La primera casa de baños fue construida en 1880 y a partir de ahí el Gran Hotel que, en 1900, rivalizó con los grandes balnearios de Baden-Baden, en Alemania, y Bath, en Londres. El nivel de los termalístas que acudían cada verano a Mondariz, llegó a convertir el Gran Hotel en un centro social, político y cultural del que dieron cuenta Emilia Pardo Bazán, José Echegaray o Galdós en sus escritos. Una actividad que todavía hoy se mantienen con la visita de personalidades de diferentes sectores que llegan a Mondariz a disfrutar de un lugar de leyenda.

El complejo termal, elegido recientemente como Mejor Spa de España por la revista internacional Conde Nast Traveler, cuenta con un exclusivo balneario, el Palacio del Agua, un circuito Celta, un campo de golf de 18 hoyos, un sport club con la última tecnología, el espacio para niños, Mondariz Kids y un hotel de cuatro estrellas.

El Balneario de Mondariz está situado en el valle del río Tea, entre magníficas vistas del verde paisaje interior de Galicia, conviviendo en armonía con el paso del tiempo. Un sueño que tiene su origen en el descubrimiento de las aguas mineromedicinales de la zona y que culminó con la creación de una villa termal. Un balneario que ha sido reconocido en el 2005 y 2006 como Mejor Balneario de España por la prensa especializada, en 2007 Mejor Alojamiento de Galicia por la prensa de turismo y en 2012, Mejor Spa de España por la internacional Conde Nast Traveler.

Por último, la línea cosmética termal de Mondariz ofrece la posibilidad a todo el mundo de llevarse un verdadero balneario a su casa. Los doce productos de la línea marcan los pasos a seguir en la higiene diaria de cada persona, no renunciando a un fresco aroma de sales minerales, aceites esenciales y sobre todo a los múltiples beneficios que aporta la rica concentración de minerales presente en todas sus formulaciones. Según me han anunciado, esta línea cosmética será presentada en Madrid el próximo otoño.

Me voy con buenos recuerdos: en mi opinión, el mayor tesoro que puede poseer el ser humano porque cuando casi todo ha terminado, por lo menos te quedan los recuerdos. He conocido a personas fabulosas de esas que hacen que un país funcione, como Miriam, la fisioterapeuta, o Amalia, la directora de comunicación, pero todos los demás también se merecen un recuerdo. Forneas

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer