mercado de maravillas

Ayer me fui de excursión al Mercado de Maravillas, ubicado en la calle Bravo Murillo de Madrid para comprar ropa de cama en “El Escudo de Sevilla” Tal nombre, para mí, sugiere un mercado oriental, un bazar lleno joyas maravillosas. Sin embargo, El Mercado de Maravillas (de nombre completo Mercado Municipal de Maravillas) es un mercado de abastos madrileño- En 1942 se inaugura el mercado diseñado por el arquitecto Pedro Muguruza Otaño ya en 1933, que pretendía ser en la década de los cincuenta uno de los más grandes de la ciudad. Se edificó en el solar que dejó el Colegio de Nuestra Señora de las Maravillas tras el incendio que sufrió en 1931 en el barrio de Cuatro Caminos. El mercado finalizado en el periodo de post-guerra posee una superficie de 8700 metros cuadrados y sus más de 250 puestos.

En el año 1933 el alcalde de Madrid Pedro Rico López encarga directamente al arquitecto madrileño Pedro Muguruza (autor del Palacio de la Prensa) la ejecución del proyecto de construcción de un Mercado Municipal en el solar cercano a la Glorieta de Cuatro Caminos, de esta forma se finaliza el mercado al aire libre que se venía celebrando durante estos años. El primer metro madrileño traslada personas desde el centro de la ciudad hasta la zona. El proyecto sufre varios retrasos debido a la situación socio-política del país. Finalmente se ve interrumpido el proyecto por la guerra en la defensa de Madrid.

Durante el periodo de post-guerra el solar a medio construir se emplea como establecimiento de mercado negro de contrabando. El alcalde Alberto Alcocer inicia la construcción en dos fases. La primera finaliza en el año 1941 y permite poner en funcionamiento parte de los servicios del mercado. La segunda fase se finaliza un año después inaugurándose oficialmente como Mercado de Maravillas. El mercado va creciendo en demanda hasta que llegan los años noventa y la sociedad madrileña cambia sus hábitos.

Claro que en el Mercado de Maravillas, uno se maravilla al comprobar que tiene una escalera mecánica para subir y bajar, además de la tradicional, pero el Mercado de Maravillas también muestra los síntomas de la crisis que padecemos: varios puestos están sencillamente cerrados y otros exhiben carteles de: “SE ALQUILA”. Con todo y con eso sigue siendo un mercado de maravillas por su grandiosidad, se variedad, su pintoresquismo, sus precios como dos docenas y media de huevos gordos por 4 € Este mercado ha ido evolucionando con el transcurso de los años y el ir y venir de gentes de los cuatro puntos cardinales que se han ido aposentando en este Madrid de TODOS. Forneas

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer