Verano…

Verano… ¡lo que queda de él! Pero cómo hemos disfrutado y lo que nos ha dado de sí. Parece que haya sido un suspiro, pero en realidad ha sido calidad y cantidad de tiempo para disfrutar de los nuestros. Y para los que hayan trabajado, ¡¡ánimo!! Vuestro verano está a la vuelta de la esquina y eso sí que da envidia. Así comenzaba para mí:

Rodeados de los amigos, los que ves poco pero son de verdad, los de todos los días, los nuevos, los indispensables, los de las risas y los llantos. ¡Un gustazo de sensaciones que nos abrieron camino hacia todo lo que vino después! Días en casa con mis hermanos, con todos los primos, con la abuela. Un no parar que te deja agotado pero con el corazón lleno de alegría y amor.

Creo que es importantísimo que nuestros hijos aprendan bien cuál es el valor de la familia. Cómo es poder compartir tiempo libre con aquellos que son parte de tu historia personal, que siempre sabrán qué decir y hacer porque han vivido siempre a tu lado. Saben cuáles son tus virtudes y tus defectos y te respetan con ello.

También hemos podido hacer una escapada romántica. Mi “otra” familia nos invitó a disfrutar de una isla que tenéis que visitar al menos una vez en la vida. Visitar Nápoles y recorrer Pompeya, y después cruzar a Capri, un paraíso sin duda. Las personas que quieres siempre te hacen ver la vida del color más bonito del mundo, y eso nos ha pasado allí. Gracias de todo corazón por ser tan únicos y tan buenos anfitriones, familia D.

Nos guardamos en secreto algunas cosas, pero no dejéis de visitar Paolino para cenar y la Taverna Anema e Cuore, la de la peli El Talento de MrRipley, un lugar mágico ¡con música italiana en directo! ¡¡¡Alucinante!!!

Vuelta a recoger niños y nuestro clásico veraniego: Marbella, concretamente StarliteGala. El alma de todo lo que rodea esta gran gala es Sandra García Sanjuan. Somos amigas hace más de 20 años y muchas anécdotas y sentimientos compartidos. Es una mujer luchadora y una amiga de la que me siento orgullosa. Junto a Ignacio Maluquer, su marido, también nos sentimos en familia. ¡No tiene precio tenerlos! Y además quiero felicitarles y a Antonio Banderas que nos acogió con todo su cariño junto a su mujer Nicole, por esa cifra récord conseguida para sus fundaciones. ¡¡Olé!!

Gracias a LaPerla porque me encantó poder llevar este maravilloso vestido. Si lo abriésemos podríais ver que el dibujo es un mapa del mundo, y los retales salen de los años 40/50. Una verdadera obra de arte.

Echamos mucho de menos a Ana y Marcelo, que siempre nos cuidan sin parar, y a nuestro querido Paco que es uno más en casa. Pero sobre todo las risas y los buenos momentos compartidos, porque sois geniales.

La mejor suerte del mundo fue recuperarse de tantas andanzas en el Marbella Club. No puedo explicar con palabras cómo lo pasamos los mayores y como disfrutaron los niños, lo que sí puedo decir es que nos hubiéramos quedado a vivir. No solo porque las instalaciones son increíblemente únicas y fantásticas, si no porque el equipo humano que es el mejor te hace vivir la experiencia es increíble.

Adriana, Alejandro y Amaro quisieron hacer su casa del kids club. Os garantizo que es un auténtico paraíso para ellos como ningún otro que haya visitado jamás. Les tratan con muchísimo cariño y aprenden tantas cosas… El mejor plan con niños que hemos hecho nunca, os lo recomiendo infinito. ¡Cuidado al detalle y lleno de sorpresas!

Aprendieron a cocinar unas galletas y se hicieron su propio perfume, ¡además de ver una peli y jugar un partido de waterpolo! ¡¡¡La bomba!!! Se nos ocurrió pasar a recogerles un poco antes de la hora y no hubo manera: ¡¡¡por favor, un poquito más Mamá!!!

Nosotros aprovechamos para hacer un poco de deporte y comer riquísimo en el Beach Club. Pero antes pasamos a ver el nuevo espacio de Mindfullnes del hotel. Nos impresionó ¡y nos encantó! Este verano he intentado cuidarme más que nunca, y los consejos de su nutricionista ¡¡¡me han venido genial!!! Probamos varias infusiones que hace con las plantas de su propio huerto.

Como plan familiar buenísimo, si podéis no dudéis y visitadlo. Mientras tanto os dejo hasta la próxima semana que mis peques aún están de vacaciones y acaban de salvar a un pajarito. ¿¿¿Qué será lo próximo??? Por lo que veo ¡me esperan mil aventuras! ?

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.