El mes ideal para tratar las manchas

Cuando me enteré que el Centro de Estética Felicidad Carrera contaba con el nuevo sistema ELLIPSE I2PL+ (¡¡¡la última generación de IPL a nivel mundial!!!) sabía que tenía que probarlo, ya os he dicho muchas veces que tras ver los resultados me declaro fan de la aparatología de Luz Pulsada Intensa.

Esta nueva versión consigue tratamientos más rápidos, más efectivos y me explicaron el porqué: Ellipse emite luz pulsada intensa de segunda generación. La primera generación solo filtraba la luz ultravioleta de forma que esta no llegaba a la piel pero si lo hacia la luz infrarroja. Con este nuevo sistema también se filtra la luz infrarroja mediante un circuito cerrado de agua. Lo consigue gracias a dos tecnologías:

  • Tecnología de pulso cuadrado, actúa de manera constante evitando riesgos colaterales y aumentando la efectividad.
  • Modo de filtración dual: elimina las longitudes de onda no deseadas, seleccionando solo la luz necesaria para el tratamiento. Un avance que permite calentar exclusivamente la sustancia diana sin dañar la piel y evitando así el enfriamiento posterior al que estábamos acostumbrados.

Las sustancias de la piel capaces de absorber la luz son la melanina, la oxihemoglobina/hemoglobina y el agua y al efecto produce la IPL en la piel se llama fototermolisis selectiva que  consiste en destruir un objetivo (sin dañar el tejido circundante). Y, ¿ cuáles son los objetivos? pelos, acné, manchas, arañas vasculares…

Aunque ya no seamos adolescentes sabéis que a veces aparece  el temido y odiado acné.  Con la ILP los granitos se secan y se aclaran las cicatrices rojas o rosadas. Neutraliza la inflamación y reduce la secreción sebácea.

La ILP es más que recomendable para las pieles sensibles y reactivas que padecen rosácea.

Si queremos deshacernos de lentigos solares y pecas que aparecen en la  cara, escote y manos este sistema es maravilloso ya que se aclaran o eliminan por completo.

También sirve para el Fotoenvejecimiento y sus consecuencias (Alteración de la pigmentación, poros dilatados y arruguitas superficiales).

Es importante realizar este tipo de tratamientos tras 30-40 días desde la última exposición solar y no tomar el sol hasta un mes más tarde para no alterar la efectividad del mismo.

No os asustéis si se os enrojece la piel o aparece algún pequeño edema, es temporal.

Os han entrado ganas de someteros a esta revolución estética ¿verdad? Recordar que diciembre y enero son los mejores meses para los tratamientos de manchas solares, acné, etc.

¡FELIZ SEMANA AMORES!

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer