LIBROS DE ARENA

Lo confieso: soy un curioso impenitente, y no puedo evitar ir por todos lados atisbando qué títulos son los que veo que la gente está leyendo en un café, un banco del parque, el metro o en los veranos, en la playa.  Nunca sabes si vas a descubrir un autor desconocido o un libro raro o atrayente.  Hay quien admite leer sólo en verano, como un auténtico lujo, y pone

Continúa leyendo