“LAS FURIAS”, KATIE LOWE

Siempre es interesante pasear la vista por los escaparates de las librerías y prestar atención a los títulos expuestos y, muy en especial, a los nuevos autores. Katie Lowe es una de estas interesantes voces literarias que ha debutado con éxito con Las furias, una obra en la que la escritora ha prestado especial atención a los personajes y a la forma de desplegar la historia, con toques oscuros y turbadores, perfilando una trama con claros ecos de la novela iniciática juvenil en su versión más inquietante y sobrecogedora.

Las primeras páginas arrancan con el escalofriante hallazgo del cadáver de una joven de dieciséis años; vestida de blanco y sobre un columpio, es descubierta en una localidad de la costa con un pasado vinculado a procesos de brujería en el siglo XVII en los que Margaret Boucher, fundadora de una escuela para niñas huérfanas o carentes de recursos, resultó víctima de dicha caza de brujas.

Un año antes, a Elm Hollow, una prestigiosa institución académica femenina, llega una nueva alumna, Violet, una adolescente tímida y solitaria pero de gran inteligencia y que acaba de perder en un accidente de tráfico a su padre y a su hermana. La joven accede al colegio con la esperanza de sanar heridas y dejar atrás la tragedia que ha sufrido.

Allí conocerá a un grupo de compañeras liderado por Robin, una joven transgresora e inconformista, que junto a Alex y a Grace acogerán a Violet en su exclusivo y secreto círculo. A la vez, recibirá una invitación para ingresar junto a ellas en un grupo clandestino de formación a cargo de la profesora de arte de Elm Hollow, Annabel; enigmática y de personalidad atrayente, la introducirá en un mundo de magia y mitología clásica, en donde conocerá la figura de las furias, divinidades romanas que encarnaban la venganza en su versión más cruel.

El problema nacerá cuando el grupo de chicas decide pasar de la teoría a la práctica, experimentando con invocaciones arcanas el poder y a ira de las furias, en una decisión que les acarrearán insospechadas y trágicas consecuencias.

Es interesante descubrir como Lowe nos muestra la evolución del personaje de Violet desde el momento en que traspasa por primera vez las puertas de Elm Hollow hasta que, poco a poco, se ve inmersa en una relación tóxica con Robien, en la que su seductora influencia extraerá de ella una parte oscura que desconocía poseer. El perfilado de los personajes es preciso e intenso, provocando en el lector el interés por el destino que les espera a los integrantes de la escuela, tanto alumnas como profesores. El recurso de la narración en primera persona concede fuerza a la lectura y sobre todo a ciertos personajes, como Annabel, con las reflexiones que la profesora provoca en sus alumnas y que están plenamente logradas.

La combinación que Katie Lowe obtiene entre la novela de iniciación adolescente y la trama criminal se encuentra bien equilibrada, administrando los tiempos de la narración y avanzando hacia un desenlace sorprendente.

Y un vaticinio: o mucho me equivoco, o no tardaremos en disfrutar de una adaptación bajo forma de película o de serie. Antes de que llegue ese momento, disfrutad con la adictiva lectura de Las furias.

Un abrazo para todos desde El Primer Marca páginas.

Me puedes encontrar también en Twitter @pedro_brotini y en Facebook Pedro Brotini Villa.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer