‘LA ESTANCIA’ PEDRO BROTINI

El libro que os recomiendo hoy es muy especial para mí, por razones obvias, y por eso mismo me apetece compartirlo con vosotros.  Escribirlo supuso una experiencia muy intensa y disfruté creando esta historia que es, para sus protagonistas, un viaje a través del tiempo en busca de un sueño.

En el verano de 1816 tuvo lugar en Villa Diodati, a orillas del Lago de Ginebra, en Suiza, una reunión que pasó a la Historia de la Literatura. Confinados durante varios días a causa de una gran tormenta, durante el periodo conocido como el ‘Año Sin Verano’, los escritores Lord Byron, Mary Shelley y John Polidori, entre otros, se entretuvieron en contar y escribir relatos de terror. En ese lugar y durante aquellas noches nacieron novelas como Frankenstein o El Vampiro, el antecedente de Drácula… pero, tal vez, desaparecieron otras obras.

Doscientos años después, una anciana restauradora de muebles, Aurora, viuda de un famoso bibliófilo, junto con la mujer que se encarga de cuidarla, Irene, antigua investigadora universitaria, emprenderán un viaje a través de la Historia para contestar a esta pregunta: ¿existió La Estancia, la mejor obra de la literatura de terror de todos los tiempos, o tan solo se trata de un mito?

Mezcla de personajes históricos reales y de personajes ficticios, La Estancia es la historia de unos perdedores que no se resignan a serlo. Es la historia de Polidori, un joven doctor en medicina que sueña con ser escritor; también conoceremos a Mary Shelley, una muchacha que con sólo diecinueve años, desafió a la Inglaterra de su época al escribir una obra impensable en manos de una mujer: Frankenstein.  Y sobre ellos, la figura de Lord Byron, la gran estrella de las letras inglesas, ingenioso, extravagante y con un punto de crueldad.

Profundizar en las vidas de estos personajes históricos fue para mí, durante el tiempo que la escribí, un regalo.  Comprender sus motivaciones, acceder a sus ilusiones y, sobre todo, sentir cómo fue el latido de su amor por las palabras.  Vidas intensas llevadas al límite y con destinos trágicos, como auténticos representantes del Romanticismo de su tiempo.

En cuanto a los personajes ficticios, Aurora e Irene, en ellas encontramos un poco de todos nosotros.  Porque todos soñamos, nos ilusionamos y perdemos. Pero también nos levantamos y seguimos ruta aunque los hechos vayan en contra nuestra, a pesar de las voces que nos aconsejan rendirnos. Aurora e Irene son, ante los ojos del mundo, otras dos víctimas más de una existencia en la que el amor y sus circunstancias las han vencido, pero eligen con la sonrisa del perdedor, esa sonrisa del que sabe que bajar los brazos es la auténtica derrota, y siguen en pos de sus sueños a pesar de todo.

Y una última curiosidad: en Facebook, los personajes de La Estancia, Polidori, Mary Shelley y Lord Byron, han cobrado vida virtual y siguen dirimiendo entre ellos sus lances del pasado.  Y además, están dispuestos a hablar con todos aquellos que queráis preguntarles cualquier cosa…

Una novela que habla del amor a los libros y de cómo es necesario creer que, ciertos sueños, pueden convertirse en realidad.

Si queréis saber más acerca de La Estancia, podéis descubrirlo en este enlace.

Un abrazo para todos desde El Primer Marcapáginas.

Me puedes encontrar también en Twitter @pedro_brotini y en Facebook Pedro Brotini Villa.

Pedro Brotini

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer