‘Nuestra casa en el árbol’, Lea Vélez

nuestra-casaOs contaré cómo fue la secuencia de los acontecimientos. Primero descubrí la portada y me encantó lo sugerente de la imagen. Ved la foto y me comprenderéis. A continuación leí el título: Nuestra casa en el árbol y se incrementaron los indicios que me sugerían que me encontraba ante una historia especial. Pero lo mejor llegó cuando me adentré en las páginas de Lea Vélez (Madrid 1970). Y no, no ese trata de una historia al uso.

Ana, la protagonista, ha enviudado y el peso de criar ella sola a sus tres hijos, Charlie, Richard y María cae sobre sus hombros. Un peso bajo forma de unos deberes absurdos y una educación encorsetada que no deja lugar a la creatividad o al desarrollo de la individualidad. Decide romper con todo: abandona Madrid y se traslada a vivir a Inglaterra, al hostal que su marido le ha dejado en herencia; será ahí, en el pueblo de Hamble-le-Rice, al lado de un río el lugar que verá discurrir su aventura por conseguir que sus hijos aprendan a vivir en libertad de mente y espíritu.

Y Lea, en boca de Ana, cuando habla con sus hijos, nos cuenta cosas como que “la vida sólo merece la pena ser reída” o que “la vida está en la mirada”. Y sus hijos la escuchan. Crean mundos de magia e ilusión donde todo es posible, y los crean porque además es cierto que hay que creer en los sueños: “Nosotros somos de los que convierten la realidad en ficción y viceversa” y los tres niños están más que dispuestos a ello…

lea-velezY una casa en el árbol, un refugio donde cobijar todos esos sueños, va surgiendo de las manos inexpertas de Ana, poco a poco, como crecen sus hijos, con toda la normalidad de lo extraordinario que hay a su alrededor.

Una historia narrada de forma muy original, a partir de los recuerdos de los tres hermanos ya adultos y con una trama en la que los sentimientos y su forma de vivirlos es el hilo conductor.

Unos personajes que perduran en la memoria y una apuesta decidida por esas sorpresas que nos depara la vida cuando tenemos la audacia de ver la realidad desde otra perspectiva.

El libro que Peter Pan hubiera llevado al País de Nunca Jamás. Ya sabéis, segunda estrella a la derecha, todo recto hacia el amanecer…

Un abrazo, Pedro Brotini

Me puedes encontrar también en Twitter @pedro_brotini y en Facebook Pedro Brotini Villa

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer