Dulces navideños ¡claro que sí!

En estas fechas cada vez tengo más claro que me tengo que olvidar de la báscula y disfrutar de los alimentos típicos tan ricos que nos ofrece la Navidad española.

Son muchas cenas y comidas y es difícil controlar lo que comemos. Es tiempo de disfrutar en todos los sentidos, con la familia, con los amigos y en la mesa, por supuesto.

Así que ya que he asumido que voy a coger algún kilito en estas fiestas, lo voy a hacer disfrutando de lo que más me gusta, los dulces navideños.

turron_casero

Tengo que empezar hablando del turrón, tan arraigado a tierras levantinas. Es el postre más famoso de la Navidad española y se hace a base de almendra y miel. Sus orígenes son árabes.

Los turrones más preciados del mundo se fabrican en Jijona. Allí hacen dos tipos de turrón clásicos: Turrón de Jijona (o blando) y Turrón de Alicante (duro). También es muy apreciado el Turrón a la piedra, método tradicional que permite un sabor más auténticamente característico de almendra y miel. En la actualidad, a parte de las almendras, son muchos los tipos de turrones  y sabores mezclados con frutos secos, yema, chocolate, mazapanes, etc.

¡Quién no ha probado alguna vez a decir “Zaragoza” con un polvorón en la boca! El polvorón es un producto típico de la repostería navideña de Andalucía, es una variante o tipo de mantecado y son dulces muy típicos de Navidad. Son famosos los elaborados en el municipio de Estepa, en la provincia de Sevilla. También son conocidos los polvorones fabricados en otras partes de España como en Castilla y León en la villa vallisoletana de Tordesillas.

Aunque de origen italiano, hace muchos años que no falta en las mesas de las familias españolas. Según cuenta la leyenda, probablemente más conocida, el Panettone nació en la corte de Ludovico II Moro, señor de Milán desde 1494 a 1500, en la Nochebuena. Se cuenta que el Duque celebró la Navidad con una gran cena, llena de deliciosos platos dignos de la riqueza de la corte milanesa. El postre iba a ser la natural conclusión de tan lujoso banquete, sin embargo, al momento de sacarlo del horno, el cocinero se dio cuenta que se había quemado. Hubo un momento de terror en la cocina de Ludovico, pero afortunadamente un lavaplatos llamado Toni había pensado utilizar las sobras de los ingredientes para amasar un pan dulce y llevárselo a su casa. Dada la situación, el joven Toni propuso al cocinero servir su pan como postre. Era un pan dulce muy bien subido, lleno de fruta confitada y mantequilla que fue llevado inmediatamente al Duque. El Panettone tuvo un enorme éxito y Ludovico preguntó al cocinero quién lo había preparado y cuál fuera su nombre. El cocinero presentó al Duque al joven Toni, quien confesó que ese postre todavía no tenía nombre. El señor entonces decidió llamarlo «Pan de Toni», que con los siglos se convertiría en panettone.

Decorated Christmas Yule Log

Os aconsejo que probéis los Panettones de Torreblanca, de mi tierra, Valencia. ¡Están exquisitos!

El Tronco de Navidad es una bonita tradición navideña. Originalmente consistía en elegir un tronco bonito y duradero, decorarlo y dejar que ardiera en la chimenea durante todo el día de Navidad. En el S.XIX esta tradición pasó al mundo de la repostería.

Este dulce, conocido como ‘La Buche de Nöel’ o Tronco de Navidad, es muy popular en Europa, y consiste en un bizcocho relleno de diversas cremas (nata, vainilla, turrón, nueces…) y recubierto con chocolate.

Una bonita forma de terminar la cena de Navidad y una receta ideal para preparar con tu hijos estas Navidades.

Los Alfajores son unos dulces de alajú, pasta elaborada a base de almendras, nueces, piñones, miel, especias -cilantro y clavo-, típica de Cuenca, que tiene forma de rosquilla o alargada. Es de claro origen árabe y una de las regiones españolas donde más se hacen estos dulces es en Andalucía. El “Alfajor de Medina Sidonia” tiene la “denominación de calidad” de Andalucía. Hay que recordar que Medina Sidonia fue la capital de la repostería del mundo árabe.

mazapanes

Me encantan los Mazapanes hasta de decoración, tienen formas muy curiosas, parecen figuritas. En realidad son dulces muy antiguos, al parecer árabes, que se elaboran a base de almendras molidas y azúcar. Tienen muy merecida fama los mazapanes de Toledo.

En esta ruta Navideña por la dulce geografía española, llegamos hasta Málaga, de donde son típicos los Roscos de vino, dulce navideño de gran tradición en cuya elaboración se ha utilizado siempre vino de Málaga de la variedad de uva moscatel que proporciona un toque especial y un sabor exquisito. Una receta muy antigua y tradicional de repostería navideña.

noticias cadiz roscon de reyes

Y para terminar, mi favorito, El Roscón de Reyes, quizás porque es la fiesta que más me gusta de la Navidad, la más mágica. Es un pan dulce festivo en forma de rosca, adornado con rodajas de fruta cristalizada (escarchada) o confitada de colores variados, y que siempre esconde una sorpresa. Se suele tomar el día 6 de enero, el día de Reyes, acompañado de una taza de chocolate, como desayuno o merienda.

Pero os tengo que confesar que no he aguantado hasta Reyes y ya me he comido el primer Roscón de las Navidades.

¿Os apetece un dulce?

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer