5 rutas de senderismo para esta primavera

Caldera de Taburiente. La Palma

La primavera ya está aquí, se presentan los meses más alegres del año, durante los cuales el campo se llena de color y frescura, el clima aún no será excesivamente cálido y los días son los más largos del año. Es el momento más adecuado para organizar viajes y excursiones al corazón de la naturaleza, es tiempo también de volver a disfrutar del mar. Ha llegado el momento de los caminantes que buscan con emoción viajes de senderismo por toda Europa.

 

Levadas en Madeira

 

Os propongo cinco rutas únicas, mágicas e inolvidables que combinan mar y naturaleza. Rutas pensadas y organizadas por Orbis Ways, una de las empresas, especializadas en este tipo de turismo, que más variedad de rutas ofrece.

1. Camino de Santiago Portugués. Aún podemos ganar el Xacobeo, ya que, tras una petición a la Santa Sede, el Xacobeo 21 se ha prolongado hasta este año 2022 para poder recibir a todos los peregrinos que vieron sus intenciones frustradas por los confinamientos de la pandemia. Algo inusual que no sucedía desde 1938.

El Camino de Santiago tiene rutas muy diferentes, todos los caminos llevan a Santiago, pero me gustaría proponer una que me parece muy peculiar, adecuada a esta época del año y poco transitada. La que viene desde Portugal y atraviesa las costas gallegas hasta llegar a Santiago. Desde el pueblo pesquero de Bayona, el primer lugar donde se conoció en marzo de 1493 que Colón y sus tres carabelas habían llegado a las Indias. Fue al puerto de Bayona donde llegó la primera embarcación del Descubrimiento, La Pinta capitaneada por los hermanos Pinzón. A partir de ahí el Océano, los bosques atlánticos, el patrimonio artístico y cultural que esconde Galicia y su sinuosa costa, serán los protagonistas de un recorrido fascinante. Ocho días de emoción y sorpresa con el gran premio del Xacobeo al llegar a la impresionante Catedral de Santiago.

 

2.La Palma. La isla bonita, la isla verde y la que todos llevamos en el corazón. Un lugar que para mí es muy especial y por el que he caminado descubriendo siempre nuevos y sorprendentes rincones. Toda la isla es Reserva de la Biosfera por la UNESCO, una de las 52 que tiene España.  La ruta circular que os propongo, transcurre por el noreste y centro de la isla y atraviesa espectaculares gargantas, acantilados al mar, bosques milenarios de laurisilva y por supuesto la famosa ruta de los volcanes. En la Caldera de Taburiente escuché por primera vez el silencio, una experiencia que todos deberíamos sentir al menos una vez en la vida y que en la Caldera, adquiere rango de excelencia. Descubrid su capital, Santa Cruz de la Palma, donde admirar el estilo arquitectónico colonial canario es un privilegio. San Andrés, Barlovento, el roque del Faro o el Valle del Golfo son bellísimas escalas de jornadas que no querréis que terminen.

3.Madeira. La isla de las flores. Una isla cuya romántica historia quiero recordar y recorrer también por su belleza, ya que se esta celebrando el centenario de la muerte de Carlos I de Habsburgo, último emperador de Austro-Hungría. El último emperador y su familia fueron desterrados a Madeira, y allí falleció el 1 de abril de 1922. Fue enterrado en Funchal, en la Iglesia de Nuestra Señora del Monte, Patrona de Madeira. Aunque sus restos fueron trasladados al Panteón Imperial del Convento de los Capuchinos de Viena, su tumba aún se conserva y es muy venerada, ya que fue beatificado por Juan Pablo II en 2004.

 

Romanticismos y aniversarios históricos aparte, Madeira es la isla de los acantilados, de los colores, de las flores y de las famosas levadas, o canales que transportan agua por toda la isla. El verdor intenso de sus montañas contrasta con el cielo y el azul del Atlántico. En su interior pequeños pueblos coloniales y la amabilidad de su gente harán que los ocho días de ruta circular sean inolvidables.

4.Tenerife. Recorrer caminando la isla del Teide es el deseo de todo senderista. La ruta propuesta por Orbis Way se inicia en Vilaflor de Chasna, junto al aeropuerto de Tenerife Sur, para ir aclimatando el cuerpo a la altura y la montaña y para saborear la arquitectura colonial de la isla que culminará en Garachico. Se recorre desde ahí el Parque Nacional del Teide, sus cañadas y ese inolvidable mar de nubes. La ruta termina en las laderas del macizo del Teno, disfrutando de los miradores al mar y en Garachico para brindar con el buen vino que caracteriza a Tenerife, no en vano la isla tiene seis D.O.P. Durante todo el recorrido disfrutaréis también de su gastronomía; del conejo salmorejo, la ropavieja, el potaje de berros, el cocido canario, las garbanzas con cochino, de su excelente producción de miel y queso y por supuesto, de papas con mojo. ¿Os gusta más el rojo o el verde? Una ruta entre nubes, volcanes, mar y montañas cubiertas de pino canario y aderezada con una cocina tradicional muy sabrosa.

5.Corfú y Paxos. Dejamos el Océano para recorrer los senderos jónicos entre olivos y mitología. El mar Jónico fue el origen del intercambio comercial entre Grecia y Roma. La belleza de estas islas las ha convertido en destino mediterráneo, pero si desde el mar son un espectáculo, caminar sobre ellas se convierte en una experiencia casi mitológica, y nos adentra en las historias de los dioses griegos que las bendijeron. Las playas desérticas, sus pintorescos pueblos blancos y una vegetación mediterránea consiguen que el sendero sea placentero, pero también emocionante. Es Corfú una de las islas más grandes del Jónico y también una de las que más historias acumula. Desde la antigua Grecia, pasando por Bizancio o los restos venecianos, hasta los pueblos blancos que decoran sus costas, caminar por Corfú es un plan tan original como fabuloso. Desde el famoso Monte Pantokrator a casi 1000 metros sobre el nivel del mar, se domina el mar y la tierra. Su monasterio fue construido por los habitantes de las aldeas cercanas en el siglo XIV, aldeas centenarias que también tienen mucho que decir. Al sur, la laguna Korission y su inmensa playa Chalikouna, o la cercana de Issos, nos dejarán sin aliento, pero no por la dificultad del camino sino por la espectacularidad del lugar. Fundamental un salto en barco hasta la isla de Paxos para terminar un viaje que también agradecerán nuestras retinas.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer