Kitchen on Live Córdoba

Acaba de celebrarse entre Córdoba y otros puntos de la Península, uno de los mayores Show Cooking virtuales del año y seguramente de nuestra historia contemporánea gastronómica. Ha sido posible gracias a la iniciativa de Hostecor, al apoyo de varios patrocinadores y a la era digital en la que ya estamos inmersos. La idea no fue otra que poner a cocinar simultáneamente con varios chefs cordobeses, que a su vez dirigían a otros tantos comunicadores gastronómicos.

Y aquí es donde yo entro en acción. No pude negarme a la propuesta de Kitchen on Live Córdoba de participar bajo la batuta de dos grandes como Celia Jiménez, estrella Michelín y Juan Luis Santiago (Restaurante Garum 2.1) en el evento gastronómico.

La verdad, aparentaba más facil de lo que luego resultó. Debía seguir las pautas y consejos de los dos chefs para, a muchos kilómetros de distancia, preparar ambos platos. Todos los ingredientes llegaron un par de días antes, así como las recetas, indicaciones de utensilios necesarios y otros detalles para que nada pudiera fallar el día D.

Y el día D llegó, fue el pasado lunes 15 de febrero. No podía arriesgarme que algo saliera mal. La idea me parecía sensacional y el resultado debía estar a la altura. Además, si me comprometo a hacer algo, siempre pongo los medios y el trabajo necesario para que no falle nada y todo salga lo mejor posible. De ahí que para ejecutar con éxito esta osadía, pedí el apoyo de uno de mis lugares favoritos de Madrid. Necesitaba utilizar una cocina profesional, ya que los dos platos a ejecutar requerían espacio, buenos utensilios y cierta tecnología culinaria. La Taberna del Chato era perfecta para ejecutar sin sopetones ni incidentes las dos recetas.

A las nueve de la mañana Teresa y Nano me esperaban en sus cocinas para ponernos manos a la obra, calentar fogones y comenzar los preparativos. A las diez y media Kitchen on Live Córdoba abría sus puertas desde la ciudad andaluza. Comenzaban las presentaciones institucionales y a las doce y media en punto nos poníamos con las manos en la masa.

Celia Jiménez y Juan Luis Santiago demostraron que además de magníficos cocineros también son buenos profesores. Las recetas, sobre todo la del bacalao a la andaluza, eran complejas. Para colmo de riesgos, había que ejecutar los dos platos a la vez.

¿Cuáles eran esos platos?

Celia Jiménez se arriesgó con unos callos de bacalao a la andaluza, con curry rojo, brandada y guindillas en vinagre de Pedro Ximénez.

Juan Luis Santiago nos puso a preparar unas deliciosas empanadillas de manitas con toques frescos como rábano, corteza de limón y cebolla roja.

Tuvimos que preparar dos sofritos a la vez, desmenuzar las manitas de cerdo para que no quedaran restos de hueso, hervir al baño maría, preparar una brandada, rellenar y marcar las empanadillas para luego terminarlas al vapor…. Y así, sin parar de cocinar, con sus momentos de estrés y agobios varios, hasta las tres de la tarde, cuando tuvimos que enseñar nuestros emplatados.

De vez en cuando contactaban con nosotros para ver como iba la cosa, y el resultado final fue mucho mejor de lo que me esperaba. Dos recetas exquisitas, que ahora se sumarán a mis menús familiares.

Gracias Kitchen on Live Córdoba por confiar en mí, no solo en mi capacidad comunicadora, sino también como aprendiz de cocina, una de mis pasiones no ocultas.

Gracias a la Taberna del Chato porque sin vuestra colaboración no quiero ni pensar lo que habría salido, pero algo similar al desastre. Vuestra generosidad y hospitalidad son la clave para que toda vuestra carta sea excelente, queda claro que en vuestras cocinas se trabaja con pasión y como decimos los cursis, con mucho amor.

Córdoba es una de las ciudades más bonitas de Andalucía, pero también su provincia tiene mucho que ofrecer, y no solo paisajísticamente sino también en términos culinarios. Los aceites de las D.O Priego de Córdoba, Baena y Lucena, la D.O Los Pedroches para ofrecer uno de los grandes Ibéricos de España, o los vinos, como los que pudimos probar y utilizar en las recetas, Oloroso y Fino ambos D.O Montilla-Moriles.

Una comarca sorprendente cuya gastronomía nos espera para hacernos disfrutar del inmenso complejo histórico, cultural, artístico y gastronómico de Córdoba.

Os adelanto que en breve tengo prevista una visita a la ciudad, a Córdoba recurro muy a menudo para recuperar inspiración, el dilema es si me hospedaré en Los Patios de Córdoba como en anteriores ocasiones o en La Casa del Ciprés que se ha inaugurado hace unos meses y pinta muy bien. Los dos están situados en el centro, decorados con mucho gusto y respetando el entorno y te hacen sentir como si tuvieras una casa preciosa en el corazón de Córdoba.

La Casa del Ciprés. Córdoba. Fotografía @lacasadelcipres

Responder a María Chaín Cancelar respuesta

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer