hola.com

 

septiembre, 2012


26
septiembre 12

DISTRIBUCIÓN DE INVITADOS

¡Hola!

Una de las tareas más complicadas para los novios es la distribución de sus invitados en las mesas.  Y sí, ahí no se puede fallar.  Hay que dedicarle tiempo y pensar en cada uno de los invitados.

Creo que se tiene que conseguir que cada mesa sea divertida, amena, que tenga conversación.

Por más que me empeño, no dejo de ver mesas en las que los invitados no se dirigen la palabra. Sentarse con gente con la que no tienes nada que ver durante dos horas puede resultar tremendamente desagradable y aburrido.

Me gusta arriesgar y mezclar gente, siempre teniendo en cuenta sus gustos, profesiones, hobbies, etc.

Otra cosa que me encanta, sobre todo cuando sientas en la misma mesa a gente que no se conoce, es organizar juegos.  Sirven para romper el hielo y pueden resultar muy divertidos.  ¿Se os ocurre alguno? A mí muchos…

Pueden tener el objetivo de que los invitados se conozcan entre ellos o para ver qué mesa conoce mejor a los novios. ¡Con premio incluido para la ganadora!

Es también muy importante poner atención a la mesa presidencial, sobre todo en los casos en los que faltan padres, hay divorcios, nuevos matrimonios de padres, etc.  Yo creo que lo más importante es que los novios se sientan a gusto, independientemente de con quién se sienten. Habrá que consensuar de qué modo hacerlo.

Y para los novios que dudan en si escoger un sitio de celebración del banquete porque tenga salones separados, les digo que siempre y cuando las mesas estén bien hechas, los invitados no tienen la necesidad de estar viendo a los novios continuamente. Y si los novios sí quieren ver a sus invitados, que se den un paseo por las mesas de vez en cuando (pocas veces, please). Eso sí, cuidado con no molestar a los camareros y recomiendo que el servicio no pare. ¡El banquete sería interminable!

Para los que numeréis las mesas recomiendo colocar las pares a un lado y las impares al otro lado. De esa manera la entrada de los invitados al salón será mucho más rápida.

Bss!

Rocío.

Share


17
septiembre 12

NOVIOS POR DUPLICADO

Hace dos fines de semana organizamos una boda en Celorio y Luces, dos preciosos pueblos del oriente de Asturias.

En el hotel donde se celebró el banquete (Palacio de Luces) no cabían todos los invitados en un mismo salón y hubo que ubicar 4 mesas en un salón distinto al principal.

Los invitados que estaban en este salón ya estaban advertidos por los novios y se les ocurrió una idea fantástica que nos hizo reír a invitados y proveedores. ¡Qué idea más buena y original!

Como pensaron que no les gustaba la idea de no ver a los novios durante toda la cena, les hicieron una foto a la entrada de la iglesia, la fueron a imprimir y el resultado fue éste:

 


 

¡Vivan los amigos de los novios de la Universidad de Burgos!

 

En esta misma boda los novios dieron como detalle a los invitados una galleta deliciosa réplica casi exacta de sus trajes. ¡Dejarlas en el plato fue un acierto!

 

¡Enhorabuena Mara y Jaime!

 

Bss!

Share


4
septiembre 12

LA SEMANA ANTES DE LA BODA

Recomiendo a todos los novios y novias tomarse con relax la semana antes de la boda. Para mí es en ese momento cuando realmente comienza la boda así que considero importante que los novios disfruten de cada día de esa semana al máximo. Por el contrario, si están demasiado estresados con los preparativos o posibles inconvenientes de última hora, los nervios pueden llevarles a más de una discusión e incluso llegar al extremo de que duden que haya sido una buena idea lo de la boda. ¡Algunos novios lo recuerdan más adelante con risas!

Si es posible sería fantástico no trabajar los últimos días, ¡o por lo menos no apurar hasta el final!

Disfrutar de los invitados que vengan de fuera organizándoles una cena, últimas compras con familia y amig@s, cena romántica de solteros, ensayo de la ceremonia (¡es muy divertido!), tratamientos de belleza…

¿Cómo se consigue esto? Contratando los servicios de un WP que durante esa última semana se ocupará de coordinar a todos los proveedores para que el día de la boda todos y cada uno de ellos sepan qué hacer.

Si no existiese la figura del WP, recaería en los propios novios y familiares más allegados las últimas tareas de recordatorios y organización: a la empresa de transporte mandarle planos de cómo llegar y asegurarse de los horarios correctos para que los invitados lleguen a la hora estimada al lugar de ceremonia (puntos de recogida, personas a recoger, etc), ir a recoger y llevar los detalles de invitados al lugar de recepción, coordinar los servicios de peluquerías y maquillajes para las invitadas que vienen de fuera, gestionar o ayudar con el alojamiento de los invitados, mandar listado de canciones a la empresa de música, pedir permiso al párroco para el repertorio musical, horarios de montajes y desmontajes de proveedores, etc, etc, etc.

Eso sí, hay alguna tarea que sin duda tienen que hacer los novios: la organización de las mesas.  ¡Qué importante es no fallar! Hay que dedicarle tiempo y pensar en cada uno de los invitados.  Sentarse durante más de dos horas con alguien con el que no te llevas bien o con quien no tienes nada que hablar puede suponer un fracaso total.

He visto en alguna boda que he organizado mesas en las que los invitados no se dirigían la palabra. No porque no se llevaran bien, si no porque no tenían nada que ver y después de 2 horas sentados no había nada de lo que hablar. Otro fallo es poner mesas de 6 personas cuando el resto son de 8 para arriba

Uy, qué me estoy desviando del tema….

Pues eso, lo que quiero es que los novios lleguen a su boda relajados y contentos y no estresados por todo lo que les supuso la organización. El día de la boda pasa demasiado deprisa como para no disfrutar también la semana antes.

¡Buena boda!

Bss.

Rocío.

Share