hola.com

 

Las espinacas y el hierro

a3.jpg¿Recordáis  las espinacas,  grandes aliadas de Popeye el Marino en sus batallas contra los “malos”?.

Cuando Popeye estaba en apuros, siempre aparecía una lata de espinacas para llenarle de energía y ayudarlo a acabar con el mal.

 Hoy,  voy hablar sabre “algunas verdades” de las espinaca que desmitifican historias que versan sobre ella. Empecemos:

Hay dos variedades de espinaca:

Variedades de verano: se siembran en primavera y verano. Son las más empleadas. Dentro de este grupo se encuentran la espinaca “Rey de Dinamarca” y la “Cleanleaf”.

Variedades de invierno: son de hoja triangular, más gruesas y resistentes que las de verano. Las espinacas más consumidas dentro de este grupo son las espinacas “Broad-Leaved Princkly”, “Greenmarket” y “Monnopa”.

Así mismo, se comercializan otras variedades de espinaca que se dividen en función del color y la
a2.jpgtextura de sus hojas. Estas son: espinaca “Lagos”, de color verde oscuro muy brillante; “Martine”, de hojas redondas y color verde muy oscuro; “Taunus”, con hojas de color verde brillante y gruesas, además de la variedad “Viroflay”, que presenta hojas lisas de color verde.

 

PROPIEDADES NUTRITIVAS

Las espinacas están compuestas en su mayoría por agua. Su contenido de hidratos de carbono y grasas es muy bajo. Aunque tampoco tiene una cantidad muy alta de proteínas, es uno de los vegetales más ricos en este nutriente. Su contenido en fibra, al igual que ocurre con la gran mayoría de las verduras, es considerable, lo que resulta beneficioso para la salud.

Las espinacas destacan sobre todo por una riqueza en vitaminas y minerales. En relación con su riqueza vitamínica, las espinacas presentan cantidades elevadas de provitamina A y de vitaminas C y E, todas ellas de acción antioxidante. Asimismo es muy buena fuente de vitaminas del grupo B.

En cuanto a los minerales, las espinacas son ricas en calcio, hierro, magnesio, potasio, sodio, además de presentar también buenas cantidades de fósforo y yodo.

Todos los niños han tenido que oír la famosa frase de las espinacas y Popeye, y resulta que todo proviene de un error. Las espinacas son una de las verduras con más hierro (3mg/100g), pero si de verdad te interesa aumentar tu dosis de hierro, más vale que tomes legumbres como lentejas (6,9mg/100g) o mejor aún pruebes el alga dulse, con 150mg de hierro, o wakame con 40mg por 100g.

¿Porqué la fama del hierro en las espinacas? Todo comenzó en 1890, cuando un investigador estadounidense estaba estudiando los nutrientes de  las espinacas. Fue  entonces, cuando una secretaria (o ayudante) se equivocó al apuntar las propiedades en la linea correspondiente al hierro.

Un simple error tipográfico fue todo lo que se necesitó para crear la famosa leyenda del hierro en las espinacas, ya que se escribión 30 mg. en lugar de 3,0 miligramos.

Más adelante, (sobre los años treinta), un grupo de científicos alemenes descubrió el error y consecuentemente, la verdad sobre las espinacas y el hierro, pero ya era demasiado tarde, debido al mito que se había creado sobre ellas.

La espinaca es recomendada para:

El exceso de peso por su escaso valor energético, las espinacas constituyen un alimento muy adecuado para quienes siguen dietas de adelgazamiento. Su contenido en fibra hace que tras consumirla se produzca una sensación de saciedad que puede ayudar a llevar a cabo una dieta de este tipo.

Los cálculos renales y retención de líquidos por el ácido oxálico que contienen.

Favorece el tránsito intestinal. Laxante.

En las anemias por sus propiedades nutrititivas.

Poderoso anticancerígeno por los antioxidantes que contiene.

Y para la prevención de enfermedades en general.

a1.jpgOs recomiendo tomar las espinacas crudas en ensalada (ya que al hervirlas pierden parte de su contenido vitamínico). Están riquísimas!!!

 

Besos desde mi blog!!!




 

Share

Deja un comentario


Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer