Navidad sana, Navidad feliz

Ya está aquí de nuevo la tan deseada y temible Navidad. Si, a partes iguales. Porque es una época para reunirnos con la gente que queremos, para ser un poco mejores y para hacer balance de lo bueno y lo malo que tenemos. Pero también es, quizás, uno de los momentos más estresantes del año y, desde luego, el que más factura le pasa a nuestro cuerpo. Ponernos en modo Navidad significa estar un poco más relajados, permitirnos caprichos… querer y dejarnos querer. Pero realmente hay veces en las que esto nos hace desatendernos un poco y pensar que ya haremos en enero las cosas bien y esto no puede ser así.

No, no me refiero solo a engordar o no hacerlo, en comer más o menos. Me refiero a que estas fechas son la excusa perfecta para descuidar también un poco nuestra salud y esto no está nada bien. Porque sea Navidad, quien tenga problemas digestivos no deja de tenerlos, al igual que quien sea diabético no tiene una tregua para comer azúcar ni quien padezca del corazón puede hacer cenas exageradas. Tenemos que centrarnos un poco, y saber que estas fechas también cuentan en el calendario.

Por eso, tanto aquellos que no queréis llevaros un susto cuando os peséis en enero como a los que ni queréis ni podéis descuidar vuestra salud estas fiestas, os aconsejo que tengáis en cuenta estos pasos. Ya veréis como vais a disfrutar de la Navidad sintiéndoos mucho mejor.

  •     – Marisco, verduras y carnes magras. Gambas, mejillones… están buenísimos, se pueden comer tanto fríos como calientes (a la plancha y con un poco de ajo y pimienta negra, por ejemplo) y tienen muy pocas calorías a la vez que muchísimos nutrientes. Por otra parte, un primer plato a base de verduras, como una crema calentita, una sopa… con un poco de imaginación se pueden hacer cosas espectaculares y muy sanas. Yo, por ejemplo, soy adicta al humus con crudités, además de que es un entrante que se puede presentar muy bien, es muy llamativo y está buenísimo. Si no quieres renunciar a la carne, ¿qué te parece el pavo al horno? Con hierbas aromáticas, frutos secos… Las posibilidades son infinitas.

 

  •     – Coge, pero uno. Tan malo es comer veinte polvorones y tres kilos de turrón y estar pensando en lo mal que lo estamos haciendo y lo mal que nos está sentando tanto azúcar en el estómago como no coger ninguno y pasarnos toda la noche pensando en lo mucho que nos apetece. Así que, en el punto medio se encuentra la virtud: disfruta de lo que más te gusta, pero con mesura. Elige lo que más te gusta y disfrútalo de verdad.

 

  •     – Compensa. Escucha a tu cuerpo porque es muy sabio: sabe cuando estás lleno, cuando algo no te va a sentar bien y cuando algo es bueno para ti. Si vas a cenar fuerte en nochebuena, almuerza lo más ligero posible y no te olvides de merendar. Así no llegarás a la cena con ganas de devorarlo todo.

 

  •     – Ayúdate con algunos productos. Es posible que quieras tomarte todo esto un poco más en serio o que tengas unas digestiones pesadas a las que estas comilonas no les ayudan en nada. Por eso, creo que deberías tener en cuenta este pack de productos, perfectos para mantener la línea y a no sufrir las consecuencias de la Navidad:
    •         * LKN Life Digest. Son unos sticks que se toman antes de las comidas y ayudan a la digestión, evitan el ardor y la acidez. Son completamente naturales y hechos a base de componentes como el anís y el jengibre, probióticos y prebióticos. Facilitan digestiones ligeras, la eliminación de residuos y ayuda a conseguir un vientre plano.
    •         * Té Verde Minceur. Combina el poder depurativo del té verde con la fórmula DM26, adelgazante, por lo que acompañar los desayunos y meriendas con una taza de este té es la mejor opción para que deshacernos de lo que a nuestro organismo no le hace falta.
    •         * StopCalory Blocker 3.0 es únicamente para aquellas comidas o cenas muy fuertes. Se toma antes y, de esta manera, bloquea la enzima lipasa pancreática, por lo que repele la absorción de grasas favoreciendo su eliminación natural. Además, reduce las ganas de comer.

Espero que os sirvan estos consejos y que paséis una muy Feliz Navidad.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer