hola.com

 

octubre, 2011


28
octubre 11

Protección íntima

¿Sabíais que existen unas braguitas que protegen de forma cómoda frente a la agresión de los organismos?

Se llaman high íntimo y os diré que se trata de un nuevo y revolucionario concepto de ropa íntima. Esta braguita-tanga diseñada para asegurar la máxima protección, tiene múltiples ventajas: asegura la transpiración, previene de bacterias y hongos, ayuda en el cuidado de procesos como la micosis vaginal (infección muy habitual y que suele presentar recaídas), vulvovaginitis, exceso de flujo, y es ideal para mantener el equilibrio post-parto y la menopausia.

Su eficacia se basa en que su tejido es transpirable y aísla de la humedad. Está hecha a base de microfibra e iones de plata. Son precisamente estos últimos los que combaten los microorganismos sin tocar ni la piel ni la mucosa.

Con esta braguita tendréis protegidas vuestras zonas íntimas las 24 horas del día. Pero lo mejor de todo de es que lo hace de una manera fresca y cómoda.

Lo puede llevar cualquier mujer independientemente de su edad, peso,… y se puede usar tantas veces como se quiera, ya que sus propiedades no se pierden con los lavados ni con el uso pero es recomendable lavarlas con agua fría o en programa delicado, aunque lo mejor es a mano. Así conseguiréis que el tejido se mantenga activo hasta que os dure la prenda.

Se venden en pack individual o en un formato de dos unidades, una de color negro y la otra visón.


27
octubre 11

Bioestimulación con plasma rico en factores de crecimiento

Algunos ya habréis oido hablar del tratamiento con plasma, especialmente si habéis leído mi último libro. Os diré que a mi me encanta y para l@s interesad@s os voy a explicar bien en qué consiste.

El tratamiento está encaminado a revitalizar la piel utilizando el gran poder de regeneración que tienen los factores plaquetarios.
Es un tratamiento que se puede hacer cualquier persona, teniendo como única limitación aquellas que tengan un número bajo de plaquetas en sangre (en ese caso tendrá un efecto menor), o la presencia de infección activa. Tampoco existe límite en cuanto a edad, aunque siempre va a ser más eficaz en personas jóvenes (30 a 60 años), pues sus tejidos reaccionan más intensamente al estímulo.

No tiene ningún riesgo de rechazo o de reacción alérgica, puesto que se trata de la propia sangre del paciente. Otra ventaja es que se puede realizar tantas veces como sean necesarias ya que su obtención es ilimitada (siempre se pueden obtener plaquetas del paciente).

Los mejores resultados son a medio y largo plazo, por lo que es necesario un tiempo para alcanzar todos los efectos beneficiosos del tratamiento. Se puede combinar con cualquier otro tratamiento, como vitaminas, ácido hialurónico, peelings, toxina botulínica etc.

Para hacerse el tratamiento es necesaria una analítica de sangre, (sirve una que podáis tener de no hace mas de seis meses) para conocer vuestro número de plaquetas. Se descartan aquellos pacientes que tengan una cifra inferior a 180 mil. Luego lo primero que se hace es aplicar una crema anestésica en las zonas a tratar. Mientras el paciente está con la crema, se obtiene la muestra de sangre (exactamente igual que cuando nos sacan sangre para una analítica). Una vez obtenida la sangre, el siguiente paso es separar las plaquetas del resto de componentes sanguíneos, para lo cual se centrifuga la sangre a bajas revoluciones durante un período de tiempo corto, y acto seguido se extrae la fracción plaquetaria.

Como resultado de lo anterior, queda un concentrado de plaquetas (cinco veces el número normal de plaquetas que circulan por la sangre). Es este concentrado el que se inyecta en la piel, del mismo modo que si hiciésemos una mesoterapia. Antes de proceder al tratamiento se añade cloruro cálcico al plasma, para provocar la liberación de los factores de crecimiento que se encuentran en el interior de las plaquetas y a partir de ese momento se dispone de doce minutos para inyectar el plasma con los factores de crecimiento.

El tratamiento es prácticamente indoloro, no dejando apenas marcas y permitiendo a la persona llevar una vida normal desde que sale de la consulta. Os podéis incluso maquillar pasadas dos horas, y no requiere ningún cuidado especial.

Los efectos se empiezan a notar pasada una semana aproximadamente alcanzando sus mayores efectos a partir de un mes. Mejoraréis en firmeza, textura y calidad de la piel.

Se recomiendan tres sesiones separadas por dos meses entre sesión y sesión. En ocasiones es recomendable acompañar el tratamiento con una sesión de vitaminas como protocolo de mantenimiento, una sesión cada seis meses.


25
octubre 11

¿Problemas capilares?

Sois much@s los que me preguntáis por algún champú, loción o algún tratamiento que os ayude con vuestro cabello, ya sea porque lo tenéis graso, no os crece, se os cae mucho,….
Como sabéis existen infinidad de problemas capilares pero he de deciros que no hay porque preocuparse en exceso puesto que afortunadamente muchos tienen solución.

Hoy quiero hablaros precisamente de esto en el post puesto que muchos de estos remedios los he descubierto recientemente gracias a un tricólogo que lleva más de 30 años estudiando e investigando el entorno capilar y sus distintas problemáticas.

Este profesional ha elaborado toda una línea a base de champús, lociones, ampollas incluso cremas o mascarillas que ofrecen soluciones reales. Desde un champú antitóxico formulado especialmente para pieles intoxicadas y deshidratadas, otro específico para un problema muy común como es el caso de la seborrea, los eczemas,…

Son muchos y para diferentes casos pero ante todo son productos donde prima la calidad y se trata sin duda de excelentes preparados que garantizan la efectividad y la recuperación capilar.

Vistos sus resultados son varios los salones que ya cuentan con estos productos. Entre ellos La Alquimia, un centro especializado en el cuidado del cabello. Para más dudas o cualquier información podéis llamar al 915643674.


21
octubre 11

Huyendo de la keratina

Acabo de estar en un centro donde ha entrado Sanidad preguntando por unas ampollas estabilizadoras que forman parte del tratamiento de keratina. Os lo he dicho varias veces ya, a mí ese tratamiento no me gusta porque contiene formol.
El producto en concreto que buscaban supera el porcentaje permitido por cosmética (tiene de límite 0,2 ml) por lo que pasa ya a ser un producto químico agresivo para la salud. Con estos datos normal que las estén retirando y vosotras muchísimo cuidado. Si hace falta preguntad en el salón pero mi consejo es que os informéis muy bien porque este tratamiento puede llegar a ser perjudicial.
La marca me la voy a reservar pero me alegro mucho, desde aquí felicito la labor de Sanidad.


21
octubre 11

Parches adelgazantes

Si ya habéis probado de todo para adelgazar pero os cuesta mucho, o simplemente sois incapaces de proponeros seriamente el hacer una dieta, ya podéis reducir centímetros sin ningún esfuerzo.

El mismo laboratorio italiano que las cremas iodase, ha sacado a la venta unos parches con los mismos resultados pero como imagináis mucho más cómodo de usar ya que se trata de un simple parche. Se adhiere a la piel de forma que durante el tiempo que se lleve pegado el mismo parche va liberando los ingredientes, entre ellos la fosfatidilcolina, ese maravilloso componente que a mí me tiene alucinada de cómo absorbe la grasa.

Es un producto específico para penetrar en la dermis y acabar con la grasa de las zonas más difíciles. Tiene una doble acción: adelgazante gracias a la fosfatidilcoilina, y drenante ya que contiene esperidina, un ingrediente que mejora la salud de los vasos capilares y del tejido conectivo.

Como veis se trata de un tratamiento fácil y rápido de usar. Se coloca en la zona a tratar y promete resultados para la piel al cabo de 1 hora de su aplicación pero además los beneficios del principio remodelador continúan siendo efectivos aun después de retirar el parche.

Lo más aconsejable es ponerse uno 2 veces a la semana durante unas dos horas y media. Os puedo asegurar que en poco tiempo la piel parece más compacta y las imperfecciones son menos visibles.
Se puede usar como único producto o combinarlo con las cremas, eso ya para las más constantes, pero como es lógico a mayor esfuerzo los resultados serán mejores.


13
octubre 11

Al mal tiempo…. ¡buena cara!

Tras los inevitables excesos del verano hay que recuperar la buena imagen ya que el sol, el tabaco, los aires acondicionados y otros muchos factores perjudiciales han hecho estragos en nuestra piel.
Para acabar con la cara de cansancio, recuperar la juventud y revelar la luminosidad de la tez, la prestigiosa esteticista Carmen Navarro nos ofrece la Celuloterapia, un tratamiento médico de revitalización celular basado en las teorías más avanzadas sobre el ADN, que tiene como ingrediente estrella las Células Frescas.

Este tratamiento mezcla sabiamente las propiedades del calor (piedras y toallas) con las del frío (células frescas) y está destinado a rejuvenecer la piel, alisar los rasgos, e hidratar a fondo. Muchos famosos y famosas de todo el mundo han recurrido a esta medicina preventiva para conseguir un aspecto más joven y saludable.

Os explico en qué consiste paso a paso:
1. Mioactivo: un revitalizante masaje facial que se realiza por medio de pellizqueos, utilizando los dedos en forma de pinza. Comienza en el cuello y lentamente asciende en sentido vertical y horizontal hasta llegar a la frente. Su actuación va dirigida a recolocar todos los músculos del rostro, ya que se trabajan uno a uno, remodelando y oxigenando los tejidos. En la zona del contorno de labios, los músculos se trabajan desde dentro de la boca (se utilizan unos guantes esterilizados).

2. Mascarillas reconfortantes: su función es múltiple, pero siempre intentan la mayor penetración de una serie de activos, que nos aportan la máxima hidratación, el relax, la desaparición de impurezas cutáneas y un aspecto de la piel con poros menos abiertos.

3. Piedras y toallas calientes: el calor de piedras negras basálticas está especialmente indicado contra la ansiedad y el estrés. Se sitúan en puntos energéticos, como el plexo solar y las palmas de las manos. Estas piedras consiguen relajar la tensión muscular, ralentizar la respiración y estimular el metabolismo cutáneo, logrando activar ciertos puntos llamados ‘meridianos’, responsables de unir los distintos órganos por los que fluye la energía vital. También es muy recomendable la utilización de toallas calientes, de tradición japonesa, que mediante sabias presiones en los puntos precisos, abren los canales energéticos.

4. Masaje de pies y manos: destinado a relajar, a eliminar tensiones y a canalizar el flujo energético ya despertado.

5. Células frescas: se deben aplicar con una gran maestría. La técnica consiste en depositarlas cuidadosamente, mediante pequeños toques para que no pierdan ni una sola de sus propiedades al entrar en contacto con el calor de la piel, ya que solamente se conservan en un medio muy frío.

6. Oxígeno u Ozono: para proporcionar bienestar, relax y desintoxicar el organismo.

La duración del tratamiento es de una hora y cuarto. Cada sesión cuesta 96 euros, lo ideal es darse unas 10 sesiones (2 cada semana) y luego 1 o 2 al mes como mantenimiento.


Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer