La ruta del románico en la Vall de Boí

Hay lugares que parecen pensados para que los urbanitas estresados podamos desconectar de vez en cuando. Lugares por los que da la sensación de que el tiempo no ha pasado, como por la iglesia de Sant Climent de Taüll, uno de los conjuntos patrimoniales más importantes del románico español y principal atractivo del pueblo donde se sitúa, Taüll. Su silueta luce imponente desde el siglo XII dentro de uno de los más bellos paisajes de la naturaleza, la Vall de Boí.

IMG_8907

Pero Sant Climent de Taüll es solo el principio. Para hacernos una idea de lo que nos espera, podemos ir abriendo boca a golpe de clic en el CRVB (Centro Románico de la Vall de Boí) donde se puede encontrar toda la información relativa al conjunto románico del valle, formado por ocho magníficas iglesias y una ermita, declaradas Patrimonio de la Humanidad en el año 2000. No muy lejos del CRVB, en Erill la Vall, puedes arrancar tu recorrido por todas ellas comenzando por la iglesia de Santa Eulàlia, cuyo campanario es uno de los más bonitos y mejor conservados.

A partir de aquí, y en un espacio geográfico relativamente pequeño –una de las curiosidades del conjunto-, encontrarás las otras ocho: Sant Climent y Santa Maria de Taüll, Sant Joan de Boí, Sant Feliu de Barruera, la Nativitat de Durro, Santa Maria de Cardet, la Assumpció de Cóll y la ermita de Sant Quirc de Durro. La entrada conjunta para poder acceder a todas cuesta 9€ y solo hay una iglesia a la que se pueda entrar de forma gratuita, mi preferida, Santa Maria de Taüll.

projeccio_mapping_3_gran

Las pinturas del interior de Sant Climent de Taüll fueron declaradas patrimonio mundial por la UNESCO. Hoy en día pueden verse a través de un sistema de vídeo mapping que recrea los frescos originales dentro del ábside mayor y el presbiterio de la nave central. La pintura original del s.XII, el famoso Pantocrátor, la gran obra maestra del románico catalán, actualmente se conserva en el Museo Nacional de Arte de Cataluña, en Barcelona, MNAC, con el fin de evitar que pudiera ser expoliado. Si volverá o no al valle, aún forma parte de intensas negociaciones entre las partes interesadas.

IMG_8944Pero la Vall de Boí es mucho más que iglesias. Es historia y es naturaleza. Son preciosas calles de cuento empedradas y frondosos bosques a su alrededor. Y no todo el año es invierno en el valle. A pesar de contar con una de las estaciones de esquí más conocidas de Cataluña, Boí Taüll resort, siempre he creído que uno de los mejores momentos para descubrirlo es en otoño, cuando el tornasolado de las hojas disfraza el valle con un manto de cálidas tonalidades que anuncia el fin del verano. Todo un espectáculo de la naturaleza.

IMG_9020Es momento de encender la chimenea y acurrucarse en el sofá para divisar esta bonita estampa, o de reservar mesa en uno de los restaurantes más acogedores, El Caliu, un lugar donde dejarse mimar por la hospitalidad de sus dueños y disfrutar de una deliciosa cocina de las de toda la vida, como la escudella (típica sopa catalana) o un buen plato de setas del bosque y foie. Comida casera para hacerte sentir, precisamente así, como en casa. Una opción más casual es la cervecería Tribulosi, que cuenta con unas vistas chulísimas sobre el pueblo de Taüll y una interesante carta de cervezas de todo el mundo. En su carta puedes disfrutar de una buena pieza de carne ecológica del valle o de unas simples bravas. Para todos los gustos.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer

Featuring WPMU Bloglist Widget by YD WordPress Developer